El Latino San Diego
10:57 a.m., 12/11/2017 | 73°

Los soldados deportados celebraron en Día del Veterano en la frontera


Manuel Ocaño | 12/1/2017, 12:30 p.m.
Los soldados deportados celebraron en Día del Veterano en la frontera
Soldados deportados a Tijuana conmemoraron el Día de los Veteranos entre cientos de vehículos que cruzaban a la garita de San Ysidro. Foto de Manuel ocaño |

Los soldados que han sido deportados a Tijuana conmemoraron esta vez el Día de los Veteranos entre cientos de autos que pasaban a la garita de San Ysidro pero otro grupo partió a Nogales, donde se reunió con la organización Veteranos por la Paz y con soldados que están en riesgo de ser deportados.

En San Ysidro, el fundador del refugio para veteranos deportados, Héctor Barajas, y el exinfante de marina Richard Ávila encabezaron un acto de presentación de los colores de la bandera estadunidense, pero el grupo que le acompañó llevó también una bandera mexicana en señal de respeto por el país.

“Esto es lo más cerca a Estados Unidos que podemos llegar”, dijo Barajas, de la 89 brigada helitransportada y quien ha ayudado a la mayoría de los soldados que han sido expulsados desde California.

En el acto participaron exmilitares como Ávila, que fue infante de marina entre 1972 y 1975, y Andy De León, quien se ofreció como voluntario para ir a la guerra en Vietnam, en la década de los años sesenta, fue enviado a Alemania en ese tiempo, y fue deportado a México, enfermo, después de vivir en California más de 50 años, desde que era un niño de menos de 12 años.

Muchos conductores que se dirigían en esos momentos a San Diego expresaron simpatía y solidaridad por los soldados que piden regresar a Estados Unidos con sus familiares.

“Pues yo creo que si fueron soldados que defendieron a Estados Unidos, está claro que lo sienten como su país. Me parece justo que regresen con sus familias”, dijo don José Gutiérrez, quien viajaba con su familia.

En Nogales mientras tanto la delegación de Tijuana de la organización de Veteranos Deportados Unificados.

El director de ese grupo, Héctor López, dijo ante cientos de personas que “si estuvimos y todavía estamos dispuestos a dar nuestras vidas por Estados Unidos, también tenemos derecho a estar allá”.

Los hermanos Valente y Manuel Valenzuela, quienes pelearon en la guerra en Vietnam y ahora enfrentan potencial deportación, llegaron desde Colorado para solidarizarse con el grupo de veteranos deportados.

Valente Valenzuela, mexicano, dijo que es parte de una organización que no descansará hasta ver que los soldados que han sido deportados puedan regresar con sus familiares a Estados Unidos.

En ese sentido, el gobernador de California, Jerry Brown, otorgó este año perdón a Héctor Barajas y a otros dos exmilitares que fueron deportados por cometer faltas estatales, no federales, con la intención de que sean perdonados y el gobierno de Estados Unidos les permita regresar.

La Unión Americana de Libertades Civiles (Aclu) apoya mientras tanto legalmente en tribunales a los soldados deportados en una campaña permanente.

Por lo menos dos delegaciones de congresistas federales se han reunido en lo que va de este año con grupos de soldados deportados en encuentro en Tijuana para revisar posibilidades de que sean devueltos a Estados Unidos.

Manuel Ocaño