Horacio Rentería

Horacio.renteria@ellatino.net

SAN DIEGO.- La organización activista (Campaña para una California Segura) The SAFE California Campaign, anunció el arranque de una campaña estatal para reunir las firmas necesarias, que le permitan poner en las boletas electorales de Noviembre del 2012, una proposición que reemplace la pena de muerte por la cadena perpetua.

Varios de las personas que encabezan la propuesta pertenecen a los condados de San Diego, San Francisco, San José y Los Angeles, California, y lo pretenden ampliar al resto de los condados del estado.

Se informó que la llamada: “The Savings. Accluntability. And Full Enforcement for California Act”, (Acta de Rendición de Cuentas de California) será presentada en breve a votantes potenciales, líderes, miembros de familiares de víctimas asesinadas por la pena de muerte y simpatizantes de la medida.

Se indicó que The Safe California Act es una iniciativa electoral que, de aprobarse, sustituiría la pena de muerte que representa costos millonarios para el Estado, y sería remplazada por la prisión de por vida sin derecho a fianza.

En un reporte de prensa, los miembros de the SAFE California Campaign sostienen que una eventual reforma en este sentido exige que las personas que sean sentenciados por asesinato, paguen además de la prisión a las víctimas de los familiares con un fondo de compensación a las víctimas y trabajo.

The SAFE California Act tambieen establece un fondo por $100 millones en recursos presupuestales para que atencias locales realicen un investigación de los casos de asesinato y violación que aún quedan pendientes de resolver, se precisó en un estudio realizado por los promotores de esta campaña estatal.

Datos estremecedores, alertant, dan cuenta de que 46 por ciento de los casos de asesinato u homicidio y 56 por ciento de las violaciones contra víctimas quedan sin ser resueltos en el estado de California.

Se adelantó que este miércoles 26 de octubre tendría lugar una conferencia de prensa sobre el tema en la ciudad de San Diego con la participación de Natahsa Minsker, administrador estatal de la campaña, ademeas de Ronnie carmona, padre de un joven al que se considera que fue injustamente sentenciado y Kalpana Sing-Rhones, integrante de una víctima de asesinato.