Horacio Rentería

Horacio.renteria@ellatino.net

SAN DIEGO.- Cerca de dos tercios de las mujeres (62 por ciento) y meas de la mitad de los hombres (59 por ciento) arrestados y consignados por delitos en el Condado de San Diego durante el 2010 dieron positivo a pruebas de consumo de drogas tales como marihuana, metanfetamina, cocaína y heroína.

Así lo reveló un estudio publicado por la Asociación de Gobiernos de San Diego (SANDAG).

Aunque el uso de la metanfetamina es bajo en la región en comparación con el 2005, esta droga es aún fácilmente accesible para los consumidores del enervante, revela el estudio.

También indica que tres cuartas partes de los juveniles (76 por ciento) y más de la mitad de los adultos (57 por ciento) fueron arrestados y consignados en cárceles locales en 2010, en vínculo o relación con alguna pandilla.

Se dio a conocer que estos hallazgos surgieron de nuevos reportes liberados por la División de Investigación en Justicia Criminal de esta organización gubernamental (the SANDAG Criminal Justice Research Division).

Tambieen se aclaró que “los reportes se vasan en estadísticas y datos colectados en 2010 como parte del programa de Monitoreo sobre Abuso de Substancias (Substance Abuse Monitoring, SAM).

SANDAG agrega que “bajo este programa, las personas son seleccionadas al azar dentro de 48 horas, a partir de que son arrestadas y consignadas en la prisión, y luego se les aplica una encuesta con carácter confi dencial”.

Se precisó que los internos encuestados son cuestionados acerca del uso de drogas y otras conductas consideradas como delictivas, tal como su involucramiento en grupos o pandillas.

“Basados en estos reportes, está claro que el abuso de las substancias y las pandillas permanecen como uno de los mayores desafíos en la región”, consideró la doctora Cynthia Burke, directora de Investigación en Justicia Criminal de SANDAG.