Miami, 23 ene (EFE).- Los republicanos confrontan un «gran problema de imagen» con los hispanos, porque éstos tienen la idea que ese partido es hostil con los latinos o no está interesado en ellos, un factor que podría influir en las primarias de Florida del 31 de enero.

Así lo advirtió hoy el cofundador de Latino Decisions y profesor de ciencias políticas de la Universidad de Stanford, Gary Segura, en una reunión de líderes de organizaciones latinas de EE.UU. convocada por el Instituto Nacional de Política Latina (NILP) para analizar el voto hispano.

«El partido Republicano tiene un gran problema de imagen con los latinos y es una situación de la que, incluso, se han dado cuenta los electores no hispanos», dijo Segura.

Según una encuesta que realizó Latino Decisions con Univision en noviembre pasado entre mil estadounidenses y otros mil hispanos, el 13 % de los primeros dijo que el Partido Republicano es hostil con los latinos y el 33 % que parece no interesarse mucho en ellos.

Esos porcentajes fueron del 42 y del 30 % respectivamente entre los hispanos encuestados: «Es el 72 % de los electores latinos», alertó Segura, quien agregó que en Florida esa cifra (la suma de los que creen que el Partido Republicano es hostil con este colectivo y los que creen que no está interesado) es del 56 %.

En ese contexto, aseguró que los aspirantes republicanos a la candidatura para la Casa Blanca Mitt Romney y Newt Gingrich tienen una batalla cuesta arriba para convencer a los hispanos de que son una elección correcta para presidir EE.UU.

Añadió que ambos tienen una percepción negativa entre los hispanos, pero destacó que Gingrich ha hecho un esfuerzo para tratar de captar a los latinos y se ha dedicado a ello desde hace años.

En ese sentido explicó que Gingrich ha reconocido que las perspectivas de su partido serán desalentadoras si se mantiene como una organización política exclusiva de los blancos, al tiempo que ha destacado el rápido crecimiento de los hispanos; mientras que Romney dijo hace dos semanas que si el «Dream Act» se aprobara, él lo vetaría.

El cofundador de Latino Decisions dijo que esa iniciativa, que al principio era republicana y que podría beneficiar a 2,1 millones de jóvenes, está entre las propuestas de inmigración más amistosas para los republicanos.

Para los expertos reunidos, el electorado hispano de EEUU aún no ha tenido oportunidad de pronunciarse sobre las primarias, porque los votantes latinos tienen una baja representación en Nuevo Hampshire, Carolina del Sur o Iowa, donde ya se han celebrado.

Por ello, la votación en Florida será vital para conocer la unión de los hispanos.

Un total de 1,4 millones de votantes hispanos están registrados en Florida, de los que 452.619 están inscritos como republicanos y 564.513 como demócratas, según el Departamento de Elecciones de Florida.

Aunque la población cubana es muy numerosa en Florida, María Rodríguez, cofundadora de la Coalición de Inmigrantes de Florida, dijo hoy que hay hispanos de otras nacionalidades que están ganando fuerza en población y en votos.

«Los puertorriqueños ya representan cerca de un 20 % en el estado e incluso los mexicanos, que son el tercer mayor grupo del estado, también están ganando terreno. Hay sitios como en el condado de Hillsborough (en la costa oeste), donde son el mayor grupo», precisó Rodríguez.

Isabel García, directora ejecutiva de la Coalición de Derechos Humanos de Arizona, consideró que ese estado fue seleccionado en los 90 para convertirlo en un «laboratorio» de grupos de ultraderecha para promover el sentimiento antihispano.

«Envenenaron a la opinión pública creando este clima de odio con ayuda de los medios. Ahora mucha de esa gente se ha trasladado hacia el Tea Party, y está fomentando a nivel nación un ambiente antinmigrante», expresó.

En Florida estaban censados en 2010 más de 4,2 millones de hispanos (el 22,5 % de la población), de los que casi 1,2 millones eran cubanos y unos 847.000 puertorriqueños.

Además, se contabilizaron 629.718 mexicanos, 300.414 colombianos, 135.143 nicaragüenses, 107.302 hondureños, 102.116 venezolanos, 100.965 peruanos, 60.574 ecuatorianos y 56.260 argentinos.