SAN DIEGO.- Un considerable ahorro de tiempo tendrán ahora los automovilistas que circulan por Otay Mesa de oeste a este y viceversa, con la reciente apertura de la nueva autopista estatal 905.

Al interconectarse con las autopistas interestatales 5 y 805, y la ruta estatal (de cuota) Expressway 125, se abaten tiempos muy valiosos, en beneficio de los residentes de San Diego y Tijuana.

Carlos López García, un conductor que utilizó esta nueva vía respondió: “esto es algo que ya estaba haciendo mucha falta, pues todos sabemos que los traileres (camiones de carga) detienen el tráfico por horas, además de las revisiones de los agentes de los dos lados, en las garita”.

En un recorrido efectuado por el reportero la noche del martes, se pudo constatar que en una distancia que va de la avenida Broadway y H, a la garita, y en la que antes de que se abriera esta nueva vía de acceso se hacía hasta más de una hora, se hizo en

20 minutos.

Asimismo, un recorrido desde la salida de la autopista interestatal 5 para conectarse con el 905 a la Garita de Otay Mesa, se hace en un promedio de 10 a 15 minutos como máximo, cuando se hacía alrededor de 30 a 40 minutos, dependiendo de la velocidad a la que cada conductor maneja su automóvil.

López García consideró que además de agilizar el tránsito vehicular que se mueve por la zona este de San Diego, será una importante alternativa para que el flujo vehicular no se siga cargando en el puerto de entrada y salida de San Isidro, especialmente lento –en la actualidad- por las obras de ampliación y modernización que en el mismo se llevan a cabo.

Proyecto clave, afirma Sandag

De acuerdo con la Asociación de Gobiernos de San Diego (Sandag), uno de los principales promotores de la construcción de esta autopista estatal, “este proyecto es crítico para la transportación de mercancías de México a Estados Unidos y viceversa”.

La relación comercial entre ambos países (incluido el movimiento de importaciones y exportaciones) significó un excedente comercial de $15 billones de dólares, sólo en 1995, y en la actualidad significa alrededor de 36 billones, según datos de Sandag.

Otro dato significativo es queun 98 por ciento del comercio de exportación e importación de mercancías e insumos es realizado en tracto-camión.

En cuanto a los empleos, la agencia regional estima que la misma generará un importante número de fuentes de trabajo en el área de Otay Mesa, y ayudará a aliviar el congestionamiento vehicular que ya se da en esa área, con gran demanda comercial e industrial, de San Diego.

La inversión total esimada de esta magna obra construida en su mayor parte con fondos del gobierno federal es de $610.5 millones, en su conjunto.