CHULA VISTA.- Con recortes al presupuesto educativo del orden de los $27 millones, de 57 empleados clasificados, y la crisis que enfrenta el sector, “no considero justificado el pago de un sueldo y beneficios tan altos como $290 mil” para un Superintendente Escolar.

Ello lo afirmó Pearl Quiñones en entrevista telefónica con El Latino, la presidenta de la Junta Directiva del Sweetwater Union High School District.

“Quiero dejar claro que no es nada personal, Brand me parece una persona inteligente y trabajadora, pero lo que marca el contrato me parece mucho dinero, es ridículo”, respondió cuando se le preguntó cuáles fueron las razones por las cuáles votó –junto la miembro Bertha López- en contra del aumento.

A favor del mismo votaron Jim Cartmill, Arlie Ricasa y John McCann, luego de muchas horas de analizar decenas de cláusulas del contrato.

Quiñones también consideró excesivo el pago de $750 dólares mensuales para gastos de gasolina, pero insistió: “no es nada personal”.

Horacio Rentería

Ellatinoonline.com