Un anuncio en español de la campaña del candidato republicano Mitt Romney difundido la semana pasada vincula a su contrincante en las urnas, el presidente estadounidense, Barack Obama, con Hugo Chávez, los hermanos Castro y el Che Guevara.El presidente venezolano, Hugo Chávez, y la sobrina del exgobernante cubano Fidel Castro, Mariela Castro, aparecen en ese aviso de la campaña del aspirante republicano a la Casa Blanca, Mitt Romney, expresando que si fueran estadounidenses votarían por Obama.

El anuncio «¿Quiénes apoyan a Barack Obama?» incluye comentarios emitidos por Chávez en septiembre pasado en Venezuela y de Mariela Castro, hija del gobernante Raúl Castro, durante una visita a Estados Unidos.»Si yo fuera estadounidense votaría por Obama», dice el mandatario venezolano en el anuncio que se transmite en la televisión en español de Miami (Florida).

Luego aparece Mariela Castro en una entrevista afirmando igualmente que «votaría por Obama».En el anuncio se menciona además que una agencia gubernamental estadounidense utilizó la imagen del guerrillero argentino-cubano Ernesto Che Guevara.»Y para colmo, la Agencia de Protección Ambiental envió correos electrónicos para el mes de la Hispanidad con la foto del Che Guevara», dice la narradora del anuncio, mientras se observa una imagen del Che en una pared con el lema: «Hasta la victoria siempre».

Chávez aparece por segunda ocasión con otro comentario: «si Obama fuese de Barlovento o de un barrio de Caracas votaría por Chávez».En respuesta a este anuncio, la campaña de Obama, quien busca la reelección en los comicios presidenciales del 6 de noviembre, acusó a Romney de hacer lo que quiere Chávez: darle una «atención que no se merece y que lo empodera».

«Mitt Romney sigue haciendo exactamente lo que Hugo Chávez quiere, dándole a Chávez atención que no merece y que lo empodera. Resguardar la seguridad de Estados Unidos y avanzar en los intereses estadounidenses requiere el tipo de liderazgo que el presidente Obama ha proporcionado, no la arrogancia peligrosa de Romney», dijo Dan Restrepo, portavoz de la campaña demócrata.