No me pude graduar de High School porque tuve que empezar a trabajar para ayudar a mi mama. A mi papa Antonio lo mato un policía de San Diego que estaba persiguiendo a otra persona. Al policía se le disparo el arma e hirió a mi papa en la cabeza fatalmente. Según el reporte de la policía, fue un accidente. Me quedé huérfano de padre a los 14 años y a los 16 tuve que dejar la escuela y empezar a trabajar para ayudar con los gastos en la casa. Ha sido muy difícil para mí no tener una identificación. Siempre me he sentido como un “outcast” (marginado).

Tengo dos hijas, Ashley de 4 años y Grettel de 2 años. Es muy difícil para mí mantenerlas porque no puedo conseguir un buen trabajo. Siempre me dicen que me tienen que pagar menos porque no tengo papeles ni identificación. Me duele mucho cuando mis hijas me piden cosas y no se las puedo comprar.

Yo necesito obtener una identificación para poder aplicar para la nueva ley de inmigración y así poder tener un mejor futuro. Esta es una gran oportunidad para mí. Necesito ayuda, por favor. Siempre he estado tratando de encontrar la forma de mejorar mi situación pero no he podido encontrar una solución. Si yo obtuviera una identificación del consulado de México en San Diego, puedo aplicar para recibir un permiso y un seguro social para poder trabajar aquí legalmente, podría hacer planes para mi vida. Podría soñar con estudiar en la universidad, podría sonreír y dejar de sentir este dolor que siempre me agobia

“No le deseo a nadie estar en mis zapatos”

No le deseo a nadie estar en mis zapatos. Hasta ahora me doy cuenta que hay muchos en esta misma situación y de que hay una posibilidad para mí de obtener ayuda del consulado de México en San Diego. Nunca he tenido ningún problema con la policía, me he portado bien. Con la ayuda de este periódico, estoy preparando un paquete de información para contarle mi historia al consulado y comprobarle que nací en Tijuana, México, de padres mexicanos”.

En vez de ser la puerta de oportunidades que ellos esperaban, ha sido un recordatorio más de lo difícil que es vivir “sin identidad”. Estos jóvenes no tienen ninguna clase de documento de identificación porque no tienen acta de nacimiento. En la mayoría de los casos, los padres los trajeron muy pequeños a Estados Unidos y no registraron su nacimiento en el registro civil de México.

El no tener un acta de nacimiento, hace casi imposible obtener una identificación válida, y sin una identificación válida, los jóvenes no pueden aplicar para recibir el permiso de trabajo y el número de seguro social por medio de la nueva ley de inmigración.La nueva ley de inmigración es muy clara, requiere una identificación para aplicar y para poderse tomar las huellas.

Escribo este artículo con la esperanza de que el Consulado General de México en San Diego, se toque el corazón y haga a un lado la burocracia, para ayudar a estos jóvenes y les otorgue una identificación, aunque sea temporal. Para llegar a esta meta es necesario alertar a la comunidad mexicana en San Diego de este grave problema, que trae tristes consecuencias a los mexicanos.

Grave problema

Expertos en derechos del niño explican que existen aproximadamente 50 millones de niños en países en desarrollo, incluyendo México, que no son registrados al nacer. Según la organización mundial United Nation Children Fund, UNICEF (Fondo de Naciones Unidas para la Infancia), “Todo niño tiene el derecho básico de tener una identidad reconocida por un estado o país. Todo niño tiene derecho a educación y salud, derecho de ser parte de una familia, derecho a protección en contra de explotación y abuso, derecho a recibir beneficios del estado y poder participar en la sociedad, y derecho a obtener justicia en caso de problemas legales”.

El artículo 8 de derechos del niño de UNICEF declara que “Todo estado debe respetar los derechos de un niño de preservar su identidad, incluyendo su nacionalidad, nombre y relación de familia. Y todo estado debe intervenir y ayudar a personas que estén reprimidas de estos elementos de identificación y ayudar a establecerla”.

Esta declaración mundial de derechos aclara la responsabilidad de los gobiernos de asegurarse que nadie sea negado de su nacionalidad y evitar dejar a los ciudadanos “sin estado”.

Para más información:

Marina Miller, (760)224-2932

Ellatinoonline.com

¡No se quede fuera!

Manténgase informado; reciba nuestro boletín

Select list(s) to subscribe to


Usted esta dando su consentimiento para recibir correos electrónicos informativos y de publicidad.