El pasado 5 de diciembre en la Universidad Estatal de San Marcos, estudiantes de la clase de Estudios de la mujer 445 organizaron el Banquete de Hambruna 2012, donde el principal propósito fue instruir al público sobre la necesidad tan grande que existe en el mundo de mejor proporción de los alimentos. El evento, en una forma interactiva, mostró la diferencia en clase y la cantidad de gente que pasa hambres en forma cotidiana. A los que asistieron al evento se les dividió en tres categorías: clase alta, media y baja (bajo pobreza); fueron divididos en representación al mundo, la clase alta representaba el 15% que existe en e l mundo, con ingresos anuales de $12,000 o más, la clase media siendo el 35% de la población con ingresos de alrededor de $987 y la clase baja, representando al 50% de la gente en el mundo con ingresos de aproximadamente $2.7 por día. Por lo tanto, la comida, igualmente fue dividida en representación a esto. A los que fueron categorizados de clase alta se les sirvió como si estuvieran en un restaurante de alta calidad, por meseros, con aperitivo, platillo y postre. A la clase media se le sentó en mesas regulares y sillas plegables, y se les sirvió una porción mediana de arroz y frijoles. Y a la clase baja, se les sentó en el piso y se les dio una proporción promedio de lo que la gente comió diariamente en esta categoría, un pequeño plato de arroz y agua. Con esto, los estudiantes buscaron crear conciencia en aquellos que estuvieron en el evento, y así esperan, que la gente pueda en estas épocas tan especiales ayudar a esta gente necesitada con donaciones o siendo voluntarios.

Sayori Coronado

Ellatinoonline.com