SAN DIEGO.- “Tu eres ahora parte del Sueño Americano”.

Con esta frase, el Juez de Distrito de Estados Unidos David Bartick dio la bienvenida a 506 hombres y mujeres de todas las edades, quienes rindieron su juramento como ciudadanos estadounidenses.

Durante una emotiva ceremonia de naturalización efectuada el miércoles 19 de diciembre en el Golden Hall del Centro Cívico de San Diego, fue el grupo de latinos el más numeroso, seguido por personas provenientes de Argentina, Vietnam y diversas nacionalidades.

“Tu eres ahora igual (en derechos) a cada ciudadano de Estados Unidos”, dijo el juez a los nuevos ciudadanos, incluido varios que ayudaban a empujar a las personas en sillas de ruedas.

La especial ceremonia de naturalización incluye asimismo a 19 militares en activo, quienes

portando sus uniformes se encontraban sentados en la primera fila del extenso salón.

La ceremonia de ciudadanía fue organizada por the U.S. Citizenship and Immigration Services (USCIS), y se anticipó que una similar (en el que se hizo el juramento de otras 500 personas) para hacer un total de 1006, tuvo lugar el viernes 21 en la oficina de campo de esta agencia en Chula Vista.

El juez Bartick dejó claro que “con tu nuevo estatus tienes ahora nuevos derechos y nuevas responsabilidades.

Juan García, un latino que juró como nuevo ciudadano, dijo haber esperado mucho tiempo esta oportunidad de naturalizarse, y de inmediato se dirigió a una mesa y se registró para votar.

El nuevo ciudadano hizo una reflexión de por qué optó por esta decisión: “yo siempre he amado este país, y mis hermanos se convirtieron en ciudadanos hace años, y me desafiaban cuando me recordaban que me estaba quedando atrás”.

Por su parre Abigail Hildick, una nativa de Tijuana, no dudó en responder por qué se convirtió en ciuddana: “por mi familia”, respondió sonriente.

Alrededor de 150,000 residentes en el condado de San Diego son elegibles para alcanzar la ciudadanía.