Parece que el acceso a transporte público gratuito pronto será una realidad para los estudiantes que asisten a varias preparatorias de San Diego, incluyendo Hoover y Crawford.

La junta escolar de San Diego accedió en una reunión realizada el 9 de abril a invertir $150,000 en pases del Sistema Metropolitano de Tránsito para que los estudiantes que no cuentan con transporte puedan llegar a la escuela.

El programa entrará en vigencia el próximo año escolar siempre y cuando la ciudad pueda proporcionar la cantidad de $200,000. El Alcalde Bob Filner incluyó los pases en el presupuesto que propuso el 15 de abril, pero el Consejo Municipal debe dar su aprobación.

“Vamos a lograr que estos niños lleguen a la escuela y a demostrar por qué esto es importante. Porque puede ayudarlos en su desempeño escolar. Porque ayudará a sus familias. Porque ayudará al futuro de nuestra ciudad,” dijo Filner.

El Alcalde resaltó el papel de Mid-City CAN y otras organizaciones de City Heights quienes han ayudado a traer a la luz pública el problema de la disponibilidad de transporte público para los estudiantes. Los pases de tránsito cuestan $36 al mes para los jóvenes hasta los 18 años de edad. Los adultos pagan $72 al mes.

“Sabemos que las ideas más grandes salen de los vecindarios y fueron los grupos comunitarios y los niños los que dijeron, “Tienen que asegurarse de que podamos llegar a la escuela”, dijo Filner. “Tuvimos que comprometernos a tratar de conseguir el dinero para hacerlo.”

La votación de la junta escolar se llevó a cabo después de que miembros de Mid-City CAN, muchos de los cuales llegaron a la reunión del Distrito Escolar Unificado de San Diego compartiendo automóviles, corearan “más transporte, mejor educación” y desplegaran letreros que reforzaban este mensaje.

Además de Hoover y Crawford, los pases de transporte también estarán disponibles para los estudiantes de las preparatorias Lincoln y San Diego.

Miembros del equipo Mejorando el Transporte en City Heights (ITCH, siglas en inglés) de Mid-City CAN dijeron sentirse agradecidos por el apoyo del distrito escolar y recalcaron la importancia de la situación.

“Es importante porque nuestros estudiantes podrán asistir a la escuela y educarse, algo que antes se veía afectado por sus tardanzas y ausencias, por trabajar lejos de la escuela, por llegar tarde a la hora de almuerzo y a la primera clase del día”, dijo Foos Ridwan, residente de City Heights quien es una de las líderes del equipo ITCH.

Sahra Dugow es otra de las líderes del equipo y residente de City Heights. Ella visualizó otros beneficios para los jóvenes estudiantes, además de no perder oportunidades educativas. “Se trata también de su seguridad”, dijo. “Porque les ofreceremos un medio de transporte seguro.”

Amina Barre, quien es parte del equipo ITCH resumió por qué es necesario implementar los pases Oportunidad Juvenil. Si un estudiante no cuenta con transporte, tiene que caminar a la escuela, “se encuentra con malos amigos, comienza a fumar, tomar y no va a la escuela”, dijo. “Comienza a pasar tiempo con malas compañías. No van a tener que caminar si tienen pases gratuitos para el autobús.”

Richard Barrera, miembro de la junta escolar, presentó la moción ante la junta con el apoyo del fideicomisario Marne Foster. “Podemos comenzar a hacer algo durante el año escolar ‘13-‘14 para que el peso de trasladarse hacia y desde la escuela no recaiga desproporcionadamente sobre las espaldas de familias que no pueden pagar el transporte público”, dijo.

Maria Cortez, otra de las líderes del equipo ITCH y residente de City Heights, sabe lo fácil que es que los estudiantes queden rezagados. “He estado trabajando en la Primaria Franklin por 26 años y hoy me enteré de que una de nuestras madres se quedó sin hogar,” dijo. “Tiene dos hijos que asisten a la preparatoria. No pudo comprarles pases para el autobús. Tiene otro hijo en secundaria—no puede pagar los pases para el autobús y no he visto últimamente a su hijita que asiste a la primaria en la que trabajo. No sé, pero pienso que este es uno de los problemas más grandes a los que nos enfrentamos en City Heights.”

Por Adam Ward, Mid City CAN

Especial para El Latino