Me llamo Angeli Hernández y vivo en City Heights. Quiero abogar por el Pase Youth Opportunity, un pase juvenil para el autobús sin costo. Como indica su nombre, este pase es una herramienta que abre muchas oportunidades para los jóvenes. Muchos jóvenes, entre los cuales me incluyo, tienen que movilizarse hacia sus trabajos, pasantías o a hacia la escuela. La falta de dinero en nuestras familias no nos deja más alternativa que caminar o pedalear, en lugar de tomar el transporte público. En un mundo ideal, caminar o pedalear al trabajo o a la escuela no sería un problema, pero existen muchos peligros en los caminos y calles que recorremos.

El problema no es que no queremos caminar o pedalear, como hacen muchos de nuestros residentes, este es un problema de seguridad. En el 2011, de acuerdo al Departamento de Policía de San Diego, la cantidad de víctimas juveniles de crímenes violentos aumentó justo después de las horas escolares. Muchos de estos jóvenes fueron victimizados mientras se dirigían a ejercitarse, hacia sus trabajos o pasantías. Es decepcionante saber que al tratar de alcanzar el éxito, podemos ser asaltados, atacados o incluso sexualmente agredidos. Mi mamá es madre soltera y se preocupa de que mi hermano de 16 años, quien aspira a convertirse en fotógrafo, o yo podamos convertirnos en víctimas.

En el 2011, 38 adolescentes a pie o en bicicleta, fueron víctimas de colisiones con vehículos de motor. Esta cifra solo toma en cuenta los accidentes que ocurrieron en un radio de 100 yardas desde las preparatorias Hoover, Crawford, Lincoln o San Diego, de acuerdo al informe del 2011 del Sistema Estatal Integrado de Registros de Tráfico. Algunas personas dirán que con más policías, estas cifras podrían disminuir. Pero este no es el caso, contratar a dos o tres policías no resolverá el problema. Nuestros oficiales de policía no pueden evitar todas estas colisiones o ataques.

La gente se ha concentrado tanto en encontrar la raíz de los problemas, que cuando lo logran es demasiado tarde. Es momento de concentrarnos en las soluciones. Por eso es que creo que invertir en nuestra juventud y en el Pase Youth Opportunity no solo le ahorraría a la ciudad mucho dinero, sino que también creará un entorno seguro y saludable en nuestra comunidad y en nuestra hermosa ciudad.

Decidí participar en esta campaña porque como mujer joven, me ha tocado experimentar de primera mano los desafíos que pesan sobre los residentes de City Heights.

Angeli Hernández se graduó de la Preparatoria Hoover y en la actualidad cursa su segundo año en San Diego City College. El Consejo Municipal de San Diego aprobará el presupuesto, incluyendo el futuro de los pases para autobús sin costo, el 10 de junio a las 2 p.m. El Consejo se reúne en el piso 12 del Ayuntamiento, en el 202 de la Calle C.

Por Angeli Hernández

Especial de City Heights Life “La Vida”