SAN DIEGO.- Nahomi fue una de las primeras mujeres en contraer matrimonio con una compañera del mismo sexo, en una ceremonia efectuada en la explanada oeste del edificio de la Administración del Condado de San Diego.

Visiblemente nerviosa y sin poder contener la emoción por el singular momento, Nahomi era animada por su compañera quien le tocaba su sonrojada cara y le tomaba las manos quizás tratando de darle valor, pues estas uniones siguen dándose en medio de la censura y desaprobación social.

Ambas parejas contarían con matrimonios legalmente luego de que los 9 magistrados que integran Suprema Corte de California hubiera desechado, en un ajustada votación de 5 a 4, la Proposición 8, que establecía que el matrimonio debe ser entre un hombre y una mujer.

Luego de que el Juez les leyera las cláusulas y compromisos contraído por su unión como pareja, el acto se selló al momento en que Nahomi recibiera el anillo de manos de su pareja y se besaran apasionadamente.

Mientras las uniones entre parejas homosexuales y lésbicas ya se están dando con regularidad en San Diego, una ciudad considerada como tradicional o conservadora, el sábado 13 y domingo 14 de julio tuvo lugar el desfile conocido como “Pride Rally” (Marcha del Orgullo).

En esta expresión pública, miembros de la asociación de parejas lesbianas, gay, bisexual y trásgenero de San Diego (LGBT por sus siglas en inglés), desfilaron felices en vistosos carruajes y vestidos en coloridos pantaloncillos y camisetas cortas.

A las 11 a.m. del sábado, iniciaron el desfile anual con un recorrido de 1.5 millas para finalizar en el Monumento a la Bandera del Orgulo localizada en University Avenue y Normal Street.

Durante la marcha destacó la asistencia de algunos miembros de la Naval de San Diego, que por tercer año consecutivo participa en el evento.

El fin de semana de celebración de los miembros de LGBT culminó en Parque Balboa.

Horacio Rentería

Ellatinoonline.com