Luego de que los miembros del Partido Demócrata del Condado de San Diego votaran a favor de la renuncia del alcalde Bob Filner, parecería que una pesada loza le caería poniendo fin a su gobierno y su carrera política.

La mortaja de su gobierno se sellaría con “la aparición” de al menos 7 mujeres que lo han señalado como acosador, y la reciente declaración de la congresista Dianne Feinstein que se ha unido al coro de quienes claman que debe renunciar a su cargo.

Pero el congresista, que parece tener ‘más vidas con gatos’, sorprendió a todos en su primera aparición pública, aceptando haber tenido un inadecuado comportamiento con mujeres que han colaborado con él y anunciara que se sometería a un proceso de rehabilitación de dos semanas.

Filner, no obstante, nunca aceptó haber incurrido en acoso sexual y tampoco que estuviera dispuesto a renunciar a su cargo.

Por su parte, el consultor Michael Pallamary continuaba con la búsqueda de 102,000 firmas que requiere para un referendo público (‘recall’), aunque a la fecha tiene poco más de 6 mil.

La secretaria del gobierno de la ciudad de San Diego, Elizabeth Maland dio a conocer que Pallamary llenó una demanda de revocación de mandato en contra de Filner ante esa oficina, y tiene un plazo de aquí al 18 de agosto para recabar las firmas requeridas.

Frente a los reporteros, Bob Filner inició su breve discurso con una advertencia: “voy a hacer muy claro con ustedes” al aceptar que “faltó al respeto a las mujeres…con una conducta intimidatoria”.

“Sin embargo, las palabras no son suficientes. Yo soy el único responsable por mi conducta y debo asumir la responsabilidad, tomando medidas para que dicha conducta jamás se vuelva a repetir”, expresó.

Ver nota anterior de FULANITO DESPIDE A SUTANITO

“He socavado lo que he estado hacienda y trabajando toda mi vida profesional, en la lucha por la igualdad y la justicia para todas las personas”, agregó, “simplemente no es aceptable para mi tratar de explicar mi conducta como el producto de las normas de una generación diferente”.

Y remató: “llego a pedir disculpas a la gente de San Diego y en mayor medida a las mujeres que he ofendido”

No obstante que no dio mayores detalles, adelantó que acudiría a una clínica de consejería para someterse a dos semanas de tratamiento intensivo y a la distancia, estaría atento al desarrollo de las actividades cotidianas de su gobierno.

Un día antes a la aparición de Bob Filner ante los medios, los miembros del Partido Demócrata votaron por 34 a 6 por la recomendación de que Bob Filner renuncie al cargo. Para entonces, los nombres de la Almirante de la Naval, Ronne Froman, de la mujer de negocios, Patti Roscoe, se unían al grupo de mujeres que acusan al alcalde de acoso sexual.

Horacio Rentería

Ellatinoonline.com

Otras notas relacionadas:

Bob Filner ‘En el banquillo de los acusados’

Bob Filner abre las puertas de oficinas municipales

Sigue el debate con Filner respecto a fondos de impuesto turístico