SAN DIEGO.- En coincidencia con el retorno del Congreso al Capitolio, luego de semanas de receso, líderes laborales, activistas y candidatos a la alcaldía de San Diego, demandaron que los legisladores federales pongan el tema de la Reforma Migratoria como punto número uno de la agenda legislativa.

Durante una expresión pública en la que tomaron parte trabajadores sindicalizados y efectuada frente del Edificio Federal (que alberga a la oficina de Inmigración y Ciudadanía) acudieron los candidatos a la alcaldía Nathan Fletcher y los regidores David Álvarez, y Marty Emerald.

La manifestación se dio en medio de versiones de que el debate de una eventual ocupación militar por Estados Unidos a Siria, y el asunto del presupuesto, desplazaría

y postergaría el tema migratorio de la agenda legislativa.

Rosa López, una inmigrante y madre de 5 hijos, afirmó trabajar como empleada doméstica desde hace 24 años y espera que la reforma migratoria le abra una oportunidad a miles de trabajadores de acceder a la regularización migratoria abriendo un camino hacia la ciudadanía.

“Todo es posible” , “Yo creo que todo es posible”, dijo.

Por su parte, los candidatos demócratas David Álvarez y Nathan Fletcher, junto a la regidora Marty Emerald, coincidieron en que la aprobación de una reforma migratoria integral que accede a la ciudadanía es uno de las esperanzas y sueños de cientos de trabajadores indocumentados.

David Álvarez representa al Dito 8, que comprende el sur de la bahía de San Diego, con una mayoría de familias inmigrantes Latinas, mientras Nathan Fletcher dejó su cargo como asambleísta y es un prominente directivo dentro de la empresa de comunicaciones Qualcomm.

“¡Si se puede. Verdad que si se puede!”, expresó enfática, por su lado, Marty Emerald, regidora del naciente 9no. Distrito Electoral, de variada presencia étnica con presencia dominante latina, ante más de una docena de empleados domésticos que acompañaron la expresión pública frente al edificio federal.

La manifestación pública se dio en medio de versiones de que el debate ante una eventual ocupación militar por parte de Estados Unidos a Siria y el asunto del presupuesto federal, desplazarían el tema migratorio, dejando de ser una prioridad de la actual agenda legislativa del congreso estadounidense.

Expresiones similares tuvieron lugar en 10 ciudades de California, en coincidencia con el anuncio de varios grupos de activistas en favor de una reforma migratoria que ofrezca una vía hacia la ciudadanía, con movilizaciones sociales anunciadas para el 5 de octubre próximo.

Se trata de redoblar “la presión” sobre el Congreso de Estados Unidos de cara al proceso legislativo recién iniciado, adelantaron.

Por medio de marchas públicas que llevará por nombre: “Día Nacional de la Dignidad y Respeto”, a principios del próximo mes de octubre se esperan acciones de apoyo a la reforma migratoria en más de 60 ciudades del país.

Horacio Rentería

Ellatinoonline.com