SAN DIEGO.- Los Chargers de San Diego derrotaron a los Jefes de Kansas City por marcador de 27 – 24, en un épico encuentro lleno de emociones el pasado domingo en el estadio Qualcomm, en la última semana de temporada regular de la NFL, en lo que era “ganar o morir” para el equipo de casa, ante más de 66 mil aficionados.

No había mañana para San Diego, ya que además de ganar dependían de una serie de resultados para colocarse en postemporada,

Los Cargadores contaron con la gran fortuna de que tanto Miami y Baltimore perdieron sus partidos, ante Jets y Cincinnati respectivamente y con esto se abrió la oportunidad para que el equipo del Rayo se ubique ahora en play off, tras derrotar a Kansas City.

Kansas City inició el partido madrugando a los de casa apenas en la quinta jugada, tras una corrida de 17 yardas a cargo de K. Davis, así los visitantes se ponían arriba 7 – 0. Afortunadamente Chargers reaccionó a la brevedad con un pase flotado de Rivers a L.Green por el lado izquierdo, y emparejaron los cartones cuando aún restaba más de diez minutos en el reloj.

Momentos de tensión y nerviosismo se mostraron por parte de los de casa, al errar jugadas y cometer errores básicos tanto a la defensiva como a la ofensiva.

La defensiva visitante controló el ataque terrestre de los Cargadores, impidiendo cualquier acumulación de puntos durante en el tercer periodo, mientras Chiefs incrementó su marcador poniendo en peligro el partido para los de casa con marcador de 24 – 14.

La ofensiva de Chargers comenzó a engranar mejor durante el inicio del último cuarto colocando el ovoide en las diagonales a cargo de Eddie Royal, con un pase corto de 6 yardas por parte de Rivers.

Llegaba el dramatismo a unos segundos del final con el marcador empatado 24 – 24, y con solo :08 en el reloj, Jefes de Kansas city fallaron un gol de campo de 41 yardas para darle un respiro a Chargers, mandando el encuentro a over time’.

Luego de más drama y una larga serie ofensiva de 62 yardas, Chargers se colocó en zona roja pero no pudieron capitalizar, pero vendría la puntería de Nick Novak con un gol de campo de 36 yardas para poner números finales de 24- 27.

Una pieza clave y una gran tarde para Ryan Mathews quien conquistó 144 yardas en 24 ocasiones en que tomó el balón, mientras que Rivers completó 22 pases para un total de 229 yardas.

La calificacion fue complicada para el equipo de San Diego, quienes mostraban inconsistencia durante la temporada, pero lograron sobreponerse ganando los últimos cuatro encuentros, además de contar con la buena suerte de que otros resultados les favorecieron para llegar a estas instancias.

Los Cargadores terminaron la temporada con 9 – 7, algo que según la palabras de Mike McCoy entrenador en jefe del equipo, era la meta que se habían propuesto.

“Nosotros buscábamos esa marca, sin pensar que harían los demás equipos. No buscábamos más que hacer nuestro trabajo y lo demás no estaba en nuestras manos. Pero lo más importantes es el público que nos apoyó en todo momento, a ellos les dirigimos este triunfo.”

Ryan Mathews quien logró 1255 yardas en la temporada dijo que los más importantes es el hecho de que hay unión en el equipo, y que gracias a creer el uno en el otro se dan estos resultados.

La próxima semana enfrentarán a los Bengalies de Cincinnati ya dentro de los play off de la NFL, esperando que esta racha ganadora de final de temporada continúe en acenso para buscar el campeonato de la AFC, y llegar al “Super Bowl”algo que no se logra desde 1994.

Felipe Castañeda

Ellatinoonline.com