CHULA VISTA.- Arlié Ricasa, aceptó su culpabilidad a cargos menores que se le fincaron en el caso y se convirtió en la primera funcionaria en renunciar a la junta directiva de Sweetwater High School District, por ese motivo.

Ricasa, de 49 años de edad, es una entre más de una decena de implicados en un caso de corrupción en el que vinculan a funcionarios y ex funcionarios de Sweetwater High School School District, Southwestern College de Chula Vista y el Distrito Escolar de San Ysidro.

No obstante, permanecen dentro de la junta, Pearl Quiñonez, Jim Cartmil, quien fue ratificado como presidente de la junta, y Bertha Lopez, los cuales también han sido involucrados por la Fiscalía de Distrito del Condado de San Diego.

La ex miembro de la junta, Ricasa, de ascendencia filipina y quien estuvo en la misma durante más de una década se declaró culpable de un cargo considerado como menor y se convirtió en la primer funcionaria electa del Distrito de Sweetwater en declararse culpable, y perder automáticamente su asiento en el consejo escolar.

La exfuncionaria es involucrada en acusaciones de haber aceptado regalos (boletos para acudir a eventos deportivos juegos de los Lakers de Los Angeles y Cargadores de San Diego), espectáculos (el Rose Bowl), comer en restaurantes y boletos para viajar en avión), etcétera, pero no pasará tiempo en prisión.

La acusación presentada por la Procuraduría de Distrito en voz de su titular Bonnie Dumanis señala que estos actos de presumible corrupción ocurrieron el 2008 al 2011 a cambio del voto favoreciendo a determinados constructores cuando se tomo la decisión sobre algunas proposiciones .

Gándara, Sandoval, Quiñones son acusados, por su parte, de perjurio, llenar documentos falsos y usar su posición en beneficio personal, mientras que ‘Henry El Amigable’, otro acusado quien negoció la sentencia al aceptar, a principios del año pasado, su culpabilidad, es acusado por haber dado u ofrecido un soborno.

El Distrito Escolar, por medio de su departamento de comunicación dio a conocer que “a partir del 19 de diciembre de 2013 la señora Arlie Ricasa dimitió de su escaño como miembro del Consejo del Distrito Escolar de Sweetwater, ésto es una cuestión jurídica personal y el distrito no hará comentarios sobre los detalles del caso”.

Y agrega que “la señora Ricasa ha sido miembro de la Junta Directiva del Distrito Escolar de Sweetwater desde 1998 y anteriormente fue consejero en varias escuelas en el distrito. Ella es graduada de Mar Vista High School”.

Sostiene el comunicado en el mismo sentido que “el Distrito Escolar de Sweetwater va a trabajar con nuestro propio asesor jurídico y la Oficina del Condado de San Diego de Educación en lo que los próximos pasos serán en materia de gobierno del distrito. Política de la Junta establece que se hará un nombramiento provisional para ocupar el puesto vacante. Una línea de tiempo se compartirá con el público una vez que esté disponible”.

Y concluye: “el Distrito de Sweetwater mantiene su compromiso de garantizar el éxito estudiantil 100% para todos los estudiantes y damos las gracias a la comunidad por su continuo apoyo”.

Servicios El Latino