En Año Nuevo, se hace hincapié en las decisiones. Cumplir las decisiones tomadas puede ser difícil, ya sea que decida comenzar desde el punto de partida o que desee introducir un cambio en cualquier época del año. En una reciente encuesta del Bank of America, el 49% de los encuestados respondió que no toma decisiones en Año Nuevo, porque prefiere establecer objetivos a lo largo del año.

Los objetivos propios del Año Nuevo, así como los establecidos en los distintos momentos del año, apuntan a realizar cambios importantes en la vida. Según la encuesta, un 81% de las decisiones se relacionan con la salud y el estado físico, un 45%, con las finanzas personales, y un 30%, con la vida social y las relaciones interpersonales. Con la gran cantidad de personas que pretende cambiar sus finanzas, es útil determinar la mejor manera de concretar los objetivos.

Según investigaciones, los consumidores que entienden su conducta y motivaciones probablemente desarrollen y mantengan hábitos positivos en el largo plazo. Por esto es tan importante contar con estrategias para concretar las decisiones financieras a lo largo del año. Recuerde estos puntos a fin de concretar las decisiones:

Prepárese antes de que llegue el momento de implementar la resolución.

Antes de actuar, reflexione acerca de las decisiones a fin de prepararse para el cambio. Comenzar pronto con pequeños cambios también puede aumentar las posibilidades de alcanzar los objetivos.

Desarrolle un plan de acción

Es importante tomar la decisión, pero las probabilidades de concretarla aumentan significativamente si elabora un plan con pequeños pasos a fin de respaldar los objetivos. ¿Preparará un presupuesto? Comience por llevar un registro de sus gastos para saber en qué utiliza el dinero. Luego, elabore un presupuesto ajustado pero viable para tener mayor flexibilidad para pagar deudas, aumentar los ahorros o invertir en la jubilación. Si tiene que llegar a un equilibrio, pero desea usar de manera responsable su tarjeta de crédito, considere una tarjeta que le permita desarrollar hábitos positivos. Por ejemplo, la tarjeta Better Balance Rewards del Bank of America le paga por administrar el uso de su tarjeta de crédito. Por cada trimestre en que usted paga puntualmente más de su saldo mínimo, recibe $25. Si tiene, por lo menos, otra cuenta que cumpla estos requisitos en el Bank of America, puede recibir un bono de $5, con lo cual sumaría hasta $30 por trimestre. Puede acumular hasta $120 por año en su saldo, y le reconfortará saber cuánto puede gastar por mes.

Déjelo por escrito

El 40% de los encuestados manifiesta que utiliza recordatorios por escrito para cumplir sus decisiones. Intente escribir las decisiones en notas adhesivas Post-it, en Evernote, en recordatorios del calendario o notas pegadas en el refrigerador (o en cualquier lugar al que suela mirar con frecuencia) para mantener su compromiso y no desviarse del camino correcto.

Consiga ayuda de sus amigos

A veces, el amable recordatorio de un familiar o amigo puede obrar maravillas. Comente sus decisiones con una persona de su confianza, y pídale que se lo recuerde ocasionalmente.

Trabaje en equipo

Busque a un amigo o ser querido con la misma decisión para motivarse mutuamente a alcanzar los objetivos. Si cuenta con el respaldo de otros, es más fácil cumplir la dieta, un plan de ejercicio físico o un presupuesto. El 20% de los encuestados piensa trabajar en equipo para cumplir sus decisiones.

Comience hoy a pensar en sus decisiones de Año Nuevo sin perder de vista los grandes objetivos, ya sea que se trate de adoptar hábitos saludables, tener finanzas más sólidas o mejorar las relaciones interpersonales. Con compromiso y la actitud correcta, el 2014 puede llegar a ser un año muy positivo.

Para obtener más información,

visite www.bankofamerica.com.

Fotografía cortesía de Getty Images