BARRANQUILLA, COLOMBIA.- Cuando los colombianos creían perdidas todas las esperanzas, pues el equipo de Chile les ganaba 2-0, fueron capaces de remontar un marcador y dejar fuera a los orgullosos chilenos, con un empate de 3-3, pero con la diferencia de goles a su favor.

Aunque para el Mundial Brasil 2014, que se efectuará del 12 de junio al 13 de julio en el país carioca, el equipo de fútbol sóccer de Colombia se encuentra ‘sembrado’ por la Federación Internacional de Fútbol Asociado (FIFA) como primero en su grupo, un honor que sólo tienen las consideradas grandes selecciones de Brasil, Uruguay y Argentina, su futuro aún parece incierto y rodeado de agridulces por superar.

Las dudas comienzan en la propia eliminatoria donde estuvieron a punto de no pasar, de no haber sido por su heroica reacción, pero las incógnitas han crecido ante la pregunta de si se podrá recuperar de una lesión sufrida por su delantero estrella Radmel Falcao García Zárate, justo el mismo que le anidó dos goles a Chile para dejarlo fuera.

Otra duda que se agiganta fué el gris empate a 1 gol que los colombianos obtuvieron con la mediocre selección de Túnez, un conjunto al que Camerún (equipo al que México se enfrentará en la primera ronda), goleó 4 tantos a 1.

Lo cierto es que, pese a todo, los colombianos se presentan de nuevo a un mundial de fútbol después de 16 años de ausencia (el Mundial de Francia de 1998), cargados con grandes esperanzas y dispuestos a probar que son capaces de responder al desafío planteado por la FIFA que los ha puesto como cabeza de grupo.

El equipo de Colombia, que es dirigido por el argentino José Pekerman se encuentra dentro del grupo C, con Grecia, Japón y Costa de Marfil, un grupo considerado como relativamente débil, respecto a otros grupos más fuertes, por lo que se mantienen las esperanzas de los colombianos de poder clasificar, al menos, a cuartos de final.

Servicios El Latino

Ellatinoonline.com