Las pick up más pequeñas, como el Ford Ranger y Chevy S-10 estaban de moda en la década de 1990, pero los grandes descuentos en los camiones más grandes, amparados por la sobreproducción, acortaron la escala de precios entre los dos segmentos.

Animado por los incentivos y comodidad, los compradores optaron por pick up mas grandes, haciendo casi desaparecer los modelos pequeños.

Pero GM espera volver a entrar en el segmento con el nuevo Chevrolet Colorado y el GMC Canyon del 2015, que según los analistas llegan en un momento oportuno. Los precios de las pick up subieron tanto en los últimos años, lo que dejo un vacío en el mercado de los pick up más pequeños.

El modelo base del Colorado del 2015, con una cabina extendida y motor de cuatro cilindros de 2.5 litros,y 200 caballos de fuerza con una transmisión manual, tendrá un precio de alrededor de 20.995 dólares. Eso es alrededor de $ 9.700 menos que en el mismo nivel de equipamiento Silverado en el mismo estilo de la cabina, y sobre 5.600 dólares menos que el Silverado más barato, que es con una cabina regular.

Algunos analistas han advertido de que el Colorado y Canyon podían desviar las ventas de la Silverado y Sierra, que combinados son el mayor volumen de ventas estadounidenses de GM y entre sus más rentables.

Una Colorado o Canyon en un nivel medio, con unas cuantas opciones llevará un mayor margen de beneficio incremental que una Silverado o Sierra, y eso podría ayudar realmente a la alicaída automotriz.

GM espera que el Colorado y Canyon atraerán a nuevos compradores e incluso con diseños elegantes, interiores tranquilos y mejor economía de combustible, sera una buena oportunidad para los jóvenes, que ya no quieren usar un sedan o subcompacto.

El mundo del automovil ha tenido muchas bajas y muchas altas, GM espera capitalizar esta alta.