MIE, JAPON.- El piloto francés Jules Bianchi, que el domingo 5 de octubre sufrió un grave accidente durante el Gran Premio de Japón de Fórmula Uno, permanece en estado “muy grave, pero estable”, según ha informado el responsable de prensa de la Federación Internacional del Automovilismo (FIA).

Matteo Bonciani ha informado al equipo Marussia de que el estado de Bianchi es “muy grave”, y ha precisado que está “estable”, es decir, que, en términos estrictamente médicos, su estado no ha experimentado evolución alguna.

El director de prensa de la Federación Internacional de Automovilismo (FIA) ha agregado que habla en nombre de los familiares de Bianchi porque éstos “no se sienten capaces en estos momentos de dirigirse a los medios tras un largo viaje” a Japón.

Bianchi fue ingresado al hospital Yokkaichi, en la prefectura de Mie, donde el domingo fue operado de las graves lesiones que sufrió en la cabeza tras su accidente en el circuito de Suzuka.

A causa del mal estado de la pista, con mucha agua acumulada en el asfalto por la intensa lluvia que acompañó la disputa de toda la carrera, Bianchi, de 25 años, perdió el control de su Marussia-Ferrari, que acabó impactando violentamente contra una grúa que, a su vez, estaba retirando el Sauber del alemán Adrian Sutil.

Varios grandes corredores de autos han perdido la vida en competencia y fuera de ella como el brasileño Ayrton Senna, los mexicanos Ricardo y Pedro Rodríguez, entre decenas más de accidentes automovilísticos.

Un dato curioso es que desde el accidente que le costó la vida a Senna durante los ensayos en el autódromo de San Marino, Italia en 1994, ha habido una notable reducción en cuanto a cifra de muertes por este motivo.

Cortesía: Nota y gráfica ESPN en Español

Servicios El Latino

Ellatinoonline.com