WASHINGTON.- Un hombre sospechoso de haber disparado contra varios edificios oficiales en Austin (Texas), entre ellos el consulado mexicano, fue abatido hoy, 28 de noviembre, por la Policía local, que todavía investiga los motivos del suceso.

El jefe de la Policía de Austin, Art Acevedo, explicó a los periodistas que el sospechoso es un hombre blanco, de unos 50 años y con antecedentes penales, pero no dio más detalles sobre su identidad.

Según las primeras investigaciones, el hombre efectuó numerosos disparos de madrugada contra varios edificios del centro de Austin, entre ellos el del consulado mexicano, la sede del Departamento de Policía de la ciudad y una corte federal.

Un agente de policía abatió al sospechoso cerca de su vehículo, en el que las autoridades creyeron en un principio que podía haber oculto material explosivo.

No obstante, Acevedo precisó que todavía se está investigando si el hombre murió por los disparos de ese agente, por una herida autoinfligida o por una combinación de ambos.

Tras inspeccionar su vehículo y un chaleco que llevaba puesto el sospechoso, una brigada de especialistas descartó la presencia de explosivos, de acuerdo con Acevedo.

La Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) expresa su profunda preocupación y condena ante el incidente ocurrido esta madrugada en Austin, Texas, en la que un individuo realizó disparos hacia varios edificios públicos en el centro de esta ciudad, incluyendo la sede del Consulado General de México. Los hechos ocurrieron fuera del horario de atención al público, en día festivo y no se registraron víctimas.

La cónsul general de México en Austin, Rosalba Ojeda, se ha mantenido en estrecho contacto con autoridades locales y federales. Esta mañana realizó un primer recorrido por las instalaciones de esa representación, en coordinación con dichas autoridades.

En el recorrido, se constataron daños a la fachada y acceso al consulado, provocados aparentemente por disparos de arma de fuego. El proceso de evaluación integral de las afectaciones a las instalaciones se encuentra en curso. Hasta el momento no existen indicios de que las detonaciones estuvieran dirigidas exclusivamente a nuestra representación.

El Consulado General mantendrá informada a la comunidad mexicana en esa localidad respecto de la reanudación de servicios una vez que se realicen las reparaciones necesarias y se restablezcan las condiciones que permitan brindar atención al público con seguridad para los usuarios.