La señora con las iniciales MS quien vive en San Marcos en el norte del condado dijo a El Latino que la decisión de la Suprema Corte, que mantiene en el limbo millones de indocumentados, ha sido un golpe que aturdió a la comunidad pero la inspira a continuar esfuerzos.

“Cuando supimos que la corte había alcanzado un empate y por lo tanto no se aprobaba mejorar la situación de millones de personas, al principio nos sentimos devastados, pero poco a poco comenzamos a reponernos”, dijo la señora madre de dos menores también indocumentados.

MS es parte de una congregación religiosa que busca destrabar la reforma migratoria y apoya la orden del presidente Barack Obama para permitir que hasta 5.3 millones de indocumentados puedan permanecer y trabajar legalmente en el país.

“Desde que supimos la decisión de la corte no he dejado de recibir llamadas telefónicas de conocidos que quieren expresar su dolor, porque van a continuar una vida en las sombras en el condado de San Diego”, explicó.

De acuerdo con datos extraoficiales, en el condado de San Diego hay unos 250 mil indocumentados, a quienes la orden de Alivio a deportaciones del presidente Obama beneficiaría a, por lo menos, 170 mil personas.

“Yo formo parte de una comunidad que promueve el registro y la participación electoral de quienes sí pueden votar, para que eviten por nosotros que no podemos hacerlo. En esa comunidad vamos a reforzar los esfuerzos en invitar a todas las personas que reúnan requisitos para que se registren y vayan a las urnas en noviembre”, dijo la señora MS.

Aumentar el voto para que se elija en la presidencia a una persona que nomine a un nuevo juez de la Suprema Corte que, cuando sea la siguiente votación, destrabe por fin la orden de Alivio a deportaciones del presidente Obama.

Suena como mucho trabajo y a mediano plazo, se le comentó a la señora MS. “Posiblemente así suena, pero por ahora es el único camino”, explicó la señora MS, y siguió repartiendo volantes con información sobre la próxima reunión de su iglesia.

Manuel Ocaño

Ellatinoonline.com