TIJUANA.- Le llaman afectuosamente la Abuela de Tijuana, pero cumplidos 77 años de edad su energía sigue tan viva como cuando era una joven.

Por razones difíciles de explicar esta sabia mujer que lleva en su genes el amor por la cultura azteca, nunca ha sido nombrada como Cronista de la Ciudad, pero su esencia supera el legado de un Salvador Novo o un Álvaro Gálvez y Fuentes, entre otros.

Y a nivel local, no tiene mucho que pedirle a quienes lo han sido: Magdaleno Robles Sánchez, Humberto Félix Berumen o Mario Ortiz Villacorta, sólo por mencionar a algunos de los más conocidos.

Incansable promotora cultural

Y es que la ciudad de Tijuana, a sus 125 años de haber sido fundada, le debe mucho a doña Bernardina Green, con sus 11 años de labor cultural intensiva y haber promovido la creación de la Casa de la Cultura, y de que aquí se construyera el Monumento a Cuauhtémoc, en la glorieta del mismo nombre.

Así lo considera Victor Hugo Zurita, un entusiasta ciudadano tijuanense y gran admirador de esta impresionante mujer que desde pequeña se apasionó, como autodidacta, por el estudio de la historia, particularmente la cultura mexica o azteca.

Transculturación histórica

Consideró que la historia, sin embargo, ha sido falseada y ejemplificó que no es verdad que Cuauhtémoc signifique “Águila que Cae” sino que es “él es el símbolo icónico del último tlatoani y su verdadero significado es Águila Solar que Desciende”.

“Para comprender nuestra cultura ancestral azteca, los ideales de la auténtica mexicanidad , legado de los sabios abuelos de Anáhuac para los mexicanos de ahora, porque ahora la forma de pensar y de sentir es muy diferente, debido a la transculturación histórica”, nos dice Green en un artículo que titula: “El Perdón Universal Azteca”.

Y esta advertencia parece especialmente importante cuando lo dice una residente de Tijuana, considerada la frontera más grande del mundo y permeada por la llamada transculturación fronteriza que existe por la cotidiana interacción de la población México y Estados Unidos, y en particular entre la de San Diego y Tijuana.

Propone “alimentar valores morales”

Es aquí donde precisamente el texto escrito por doña Bernardina conecta a a la cultura con la educación: “es importante recordar”, afirma, “que la palabra cultura se refiere a cultivar, y en la vida hay diversas formas de cultivar; se cultiva el alimento del cuerpo; asimismo se debe cultivar la fuerza mental y también los valores morales para alimentar el alma humana, a fin de procesar nuestra evolución”.

Pero aquí viene una nueva y letal advertencia de Green para quienes podríamos pecar de soberbios ante lo relativo de la realidad: “debemos recordar que en estos momentos históricos el ser humano escasamente alcanza de un 10 a un 15% de desarrollo cerebral”.

Al preguntarle si aceptaría encabezar la anunciada Secretaría de Cultura Municipal, un proyecto recientemente por el gobierno federal, afirmó que lo haría con mucho gusto y dijo que las personas interesadas en información y conferencias, pueden llamarle a los teléfonos (664) 975-4256 y Celular: (664) 263-9960.

Horacio Rentería

Ellatinoonline.com