Gracias a la nueva plataforma “Ford Global” del segmento C, es decir compactos de mediano tamaño, Ford ataca al mundo con sus productos. Y el Ford Focus es uno de ellos.

Desarrollado en Europa aunque de fabricación simultánea en Norteamérica y Alemania, Ford cuenta con tres líneas de producción en tres continentes diferentes para poder cubrir la demanda mundial, con China sumándose al proceso de ensamblaje.

Para 2016, el Ford Focus vuelve con una nueva interfaz de tecnología Sync 3, una transmisión automática de seis velocidades para el motor EcoBoost de 1.0 litros y pequeños ajustes en paquetes y opciones disponibles.

Estilos y Opciones

El Ford Focus está disponible en una variedad de estilos en el modelo sedán y hatchback. Hay tres niveles principales de equipamiento, el S, SE y el Titanium. El que probé fue el sedán SE.

El SE trae rines de 16-pulgadas, llantas de acero, faros automáticos, control de crucero, cristales traseros, computadora de viaje, sistema de sonido con seis bocinas y reproductor de audio con los controles del mismo al volante

Un número de paquetes opcionales están disponibles para la SE. El paquete de apariencia SE añade llantas de aleación de 17-pulgadas, frenos traseros de disco, la transmisión automática, iluminación ambiental interior, faros antiniebla, asiento eléctrico de seis posiciones para el conductor, tapicería de cuero, apoyabrazos central trasero y radio satelital.

El paquete sport del Titanium añade llantas de 18 pulgadas, una versión mejorada con paquete sport, con suspensión adaptada y neumáticos de repuesto de tamaño completo. El paquete de invierno SE, añade espejos con calefacción y asientos delanteros.

El paquete SE de clima frío trae espejos exteriores con calefacción, asientos delanteros con calefacción y un volante con calefacción. El paquete de navegación añade control de doble zona de clima automático, un sistema de audio Sony de 10 bocinas con la radio por satélite, un sistema de navegación y el sistema Sync 3 con una pantalla táctil de 8 pulgadas, controles de voz mejorados y dos puertos USB.

Motor y trasmisión

El SE trae un motor de 2.0 litros de cuatro cilindros con 160 caballos de fuerza y 146 libras-pie de torque. Viene con una caja de transmisión manual de cinco velocidades, y la transmisión automática de seis velocidades “Powershift” es opcional.

Un motor turbo de tres cilindros de 1.0 litros “EcoBoost” es opcional, produciendo 123 caballos de fuerza y 148 lb-pie de torsión. Una transmisión manual de seis velocidades es estándar; una automática de seis velocidades se incluye en el SE EcoBoost.

Diseño de Interiores

Me sentí cómodo en el asiento delantero que es muy bueno para las grandes distancias. Los asientos traseros ofrecen un margen de seguridad suficiente, aunque un poco corto de espacio para las piernas, en comparación con los competidores más grandes.

El diseño del salpicadero es estéticamente agradable, y los materiales tienen una mirada de la calidad y se siente. Los controles son generalmente sencillos y fáciles de usar, incluyendo el recientemente disponible interfaz de pantalla táctil Sync 3.

Este nuevo interfaz de pantalla táctil por lo general tiene respuestas más rápidas y el funcionamiento es más fácil que el sistema MyFord Touch que fue descontinuado.

La consola frontal luce muy bien con sus colores negro, gris, plata blanco y azul, sin embargo no es tan fácil de operar, mucho menos cuando el vehículo está en movimiento. Se requiere algo de tiempo para entender y controlar todos los comandos que se ven en la pantalla táctil del automóvil.

Las luces traseras son enormes y llenas de vida, con un diseño que se adapta perfectamente a la aerodinámica del vehículo. El interior es atractivo y tranquilo, y los materiales son los mejores en su clase.

Cuando se trata de espacio de carga, el maletero del sedán puede contener 13.2 pies cúbicos, y los respaldos traseros 60/40-split son grandes para apretar en los puntos más largos.

Por Enrique Kogan

Ellatinoonline.com