Con la elegancia como factor fundamental de su arte, la cantante y compositora Conchita, a los mandos de su multifacética personalidad, pone en el mercado su quinto trabajo titulado “Incendios”, en el que la fuerza de sus creaciones está· a la altura de su amplio registro musical.

Ver a Conchita es ver el fruto joven del progreso, de la dedicación y del talento, todo unido con una sonrisa que enamora y con unas canciones que indican que estamos delante de una artista completa, casi del Renacimiento.

Virtuosa y perseverante, no solo es una dulce voz, particular y cálida llena de matices, sino también un registro artístico que abarca la difícil y muchas veces poco valorada composición, trufada con la guitarra, el piano, e incluso la batería.

Conchita (http://conchitamusic.es/) es y se siente ciudadana del mundo, según confiesa, aunque desde hace unos años está anclada a Madrid, la capital española, donde ha instalado su cuartel general, e inicia en breve una gira promocionando su último trabajo “Incendios”, nada menos que su quinto álbum.

UNA ARTISTA BILINGÜE

Entrevistamos a esta polifacética compositora y cantante en época navideña y su sonrisa parece contagiar a algunas de las hojas de las poinsettias, con las que no desentona para nada.

— Conchita, tu carrera, a pesar de lo que pueda parecer (tiene 35 años), va por el camino de los 10 años, ¿Qué te anima a continuar?.

–Llevo haciendo canciones toda la vida. Desde bien pequeña tomaba mi cuaderno y le ponía letras. Era algo que hacía de forma natural y, desde ahí, poco a poco, he ido llenando mi vida con la música. Me daba cuenta que haciéndolo me sentía feliz y me fui percatando que, al final, cada vez dedicaba más horas e iba aprendiendo.

— Una vida que te convirtió, por tus lugares de residencia, en bilingüe .

–Sí en mis primeros años fui al colegio en Francia y luego en España. También estuve un tiempo en Alemania, aunque el alemán no lo hablo muy bien. Siempre he sido una mujer muy inquieta.

— ¿Qué idioma utilizas a la hora de crear tus composiciones que realizas?.

— En esa faceta no tengo duda, normalmente siempre en español.

— ¿Te sientes anclada a algún lugar especial, en algún sitio crees que están tus raíces?.

— En cierto modo no, pero me he instalado desde hace muchos meses en Madrid y me siento ya parte de esta ciudad.

— Ahora que muchos artistas y grupos se decantan por hacer temas en inglés, ¿no te ha dado por cantar o componer en el idioma de Shakespeare?.

— No, porque aunque algo hablo y puedo cantar en inglés, soy muy perfeccionista y no tengo el acento que creo se debería mostrar al cantar en ese idioma.

Conchita confiesa que “nací en Rusia pero a los 3 años me marché con mi familia a Francia”, donde pasó la mayor parte de su niñez, un país del que recogió mucha influencia musical, y después se marchó a España. En ese lapso estudió guitarra y piano, compone las letras y músicas de todas sus creaciones y, desde hace un tiempo, también toca la batería.

— ¿Por qué te pasaste a la percusión?.

— Era algo que me apetecía y quería probar, no sin esfuerzo y trabajo. Me ha llevado más de un año hacerlo y, ahora, en mis directos, llevo en el programa alguna canción con un solo de batería que interpreto.

— Tu pasión por la música no tiene límites, ¿cuál es la faceta en la que te encuentras mejor?.

— Si algo me gusta sobretodo es la composición, la posibilidad de crear de la nada. La sensación, cuando tomas la guitarra, de que no dependes de nadie.

Los trabajos musicales de Conchita comienzan en 2007 cuando sacó a la luz su primer álbum titulado “Nada Más”, al que siguieron 4.000 Palabras, en 2009; “Tocando Madera” en 2010 que era un EP (extended play), que se editó digitalmente y “Zapatos Nuevos”, en 2012, en colaboración con Pablo Cebrión.

El último LP de la artista lleva por título “Incendios” que es, quizás, su evolución más madura y de gran fuerza creativa. Al respecto le preguntamos:.

— ¿Cuál es tu fuente inspiradora a la hora de componer?.

— Siempre tienen que ser sensaciones o sentimientos que me hayan inundado, que se hayan producido en mí, pero eso no quiere decir que no sea receptiva o no esté influida por la sensibilidad de otras personas.

— Desde el primer disco de “Nada más”, ha habido mucho más dice con sentido del humor la artista. Han pasado unos años, pero nunca he dejado de componer. He aprendido mucho y también he escrito letras para otros artistas.

SOBRE LA CAPACIDAD DE ELEGIR

— ¿Por qué el título de este álbum, “Incendios”?.

–Porque evoca en cierto modo un incendio interior, una pequeña catástrofe, de la que hay que salir ileso.

  • ¿Qué aporta a tu discografía este trabajo?.

— Estoy orgullosa de lo trabajadas que están las letras y por colocar la “cámara” en otros espacios diferentes de lo que habían sido mis trabajos anteriores. Ya no hablo de amor y desamor, un tema universal y perpetuo que se colaba en mis anteriores trabajos, sino más bien de la capacidad de elegir.

— ¿Quiénes son los cantantes que han colaborado contigo en “Incendios”?.

— Fundamentalmente Pablo Cebrián, que también realizado funciones de producción; Sergio Dalma, a quien admiro muchísimo y ya conocía porque he compuesto alguna letra para él ; el artista colombiano Santiago Cruz; Luis Ramiro, un cantautor de un gran nivel y Nach, un rapero, poeta y escritor que me ha sorprendido muy gratamente. En definitiva con unos grandes artistas y, además, amigos.

–¿Qué le aportan a una creadora como tú?

— El factor común es que son gente a la que quiero y, lo segundo, me aportan sus personas.

— Vas a iniciar gira en las próximas semanas por España, ¿Para cuándo ofrecer tu trabajo en América?.

— La idea es continuar mis actuaciones en directo por allí. Ya estuve el pasado año dos veces en México y seguro que volveré este año recién estrenado.

— ¿Qué te parece ese público?.

— Los mexicanos me parecen un público fiel y maravilloso que transmite mucho cariño al autor y que valoran muchísimo las letras. Creo que son unas personas muy agradecidas con la creación artística.

— Tú eres una gran defensora de los directos, ¿qué aporta al público un artista en su contacto frontal?

— Creo que es fundamental, pero hay que prepararse muy bien para ofrecer un concierto. Hay que ser muy meticuloso y prepararlo a conciencia. En esto consiste la clave del éxito.

— ¿En quién te fijas cuando compones, cuáles son tus referentes como creadora?.

— Mi autor preferido es, sin duda, Sting, pero también me fijo en Radiohead, Coldplay, Jorge Drexler y la banda Los Piratas. En realidad escucho un poco de todo y procuro no tener prejuicios, porque cualquier autor o formación te puede aportar algo para la creación o la inspiración.

— ¿Y como intérprete cómo te definirías?.

— Sobre todo intento ser una artista elegante que quiere transmitir el máximo en lo que compongo e interpreto.

— ¿Cuál es la máxima aspiración de Conchita en el plano profesional?.

— Que la gente conozca mi obra. Hoy en día es complicado hasta que el público sepa que has sacado un nuevo disco y, desde luego, echar la vista atrás y comprobar que, lo que he hecho como artista, ha merecido la pena.

Indudablemente que merece la pena escuchar y vivir en directo los conciertos de Conchita, una artista completa y multifacética con una voz y unas creaciones modernas y con una fuerza que llega a todos los públicos.

EFE