SAN DIEGO.- Tras 7 décadas de ser uno de los grandes atractivos del Embarcadero de San Diego para el turismo, el popular restaurante de mariscos Anthony’s Fish Grotto dejará de operar.

El cierre del tradicional restaurante fue el término del arrendamiento y producto del plan general que lleva a cabo el Puerto Unificado de San Diego en un intento de reestructurar esta área considerada como prioridad para el mismo.

La historia muestra que hace 70 años la emprendedora Catherine ‘Mama’ Ghio abrió el restaurante original , que constaba de 16 plazas y en 1946, al fin de la segunda guerra mundial, se ubicaba en el centro de aterrizaje de la bahía.

Sin embargo, para el año de 1965, este restaurante destacado por la preparación de la popular Sopa de Almeja de Ghio, fue trasladado a su actual ubicación en North Harbor Drive.

Se adelantó que la ubicación de La Mesa en Murray Drive cerca de Severin Drive continuará operando.

En cuanto al sitio frente al mar, la Junta de Comisionados del puerto acordaron dar en arrendamiento a The Brigantine Inc., que planea invertir alrededor de $ 13 millones para renovar la propiedad y abrir cuatro restaurantes.

Ivonne Martínez, una madre de familia latina y quien en varias ocasiones acudió a disfrutar del servicio del restaurante, recibió la noticia con tristeza, ya que dijo, ahí acudió acompañada de su esposo y sus hijos, en un placentero momento frente al mar en el Embarcadero de San Diego.

“Algunas veces, cuando iba a recoger a mi esposo al aeropuerto, disfrutamos del atardecer en la bahía, de un bonito ambiente frente al mar”, narró la entrevistada.

Una opinión similar ofreció Luisa Rosenfeld, quien dijo que la pasó “super-rico, super-padre viendo las gaviotas frente al mar y disfrutando de una comida padrísima”.

“Es realmente triste porque fue parte fundamental en la historia de San Diego”, afirmó al preguntársele como recibía la noticia de su desaparición.

De hecho, prácticamente cualquier persona que hubiéramos elegido para entrevistar tenía algo que decir y recordar de este icónico sitio, que cede su lugar a los cambios proyectados para el Embarcadero de San Diego.

Horacio Rentería

Ellatinoonline.com