LOS ANGELES, CA.- El equipo de béisbol de Estados Unidos se sacudió de las malos resultados y sorprendió apaleando 8-0 al conjunto de Puerto Rico, quien aparecía como el más viable para conquistar el campeonato del Clásico Mundial 2017.

Pero para lograr la blanqueada, los estadounidenses requirieron del brazo del lanzador Marcus Stroman quien mantuvo durante seis entradas sin imparable al conjunto Boricua, que no pudo descifrar los veloces y controlados lanzamientos del pitcher norteamericano.

Ante la presencia de más de 50 mil aficionados que abarrotaron el Dodger Stadium para ver un partido, que pese a los pronósticos, fue de un sólo lado, perdiendo lucimiento y emoción.

Para los de la Isla del Encanto, Puerto Rico, ésta significa la segunda blanqueada consecutiva en una final del Clásico, pues en 2010 lo hizo República Dominicana, y un equipo, el puertorriqueño que durante el Clásico llegó a acumular 55 carreras, en las dos finales se ha quedado muy corto y no ha podido anotar en 18 entradas, lo que explica, en parte, su nueva derrota.

Hay que hacer mención que para que los estadounidenses conquistaran el campeonato mundial tuvieron que superar a Japón, República Dominicana, Venezuela y ahora a Puerto Rico, este ultimo equipo que los había derrotado en San Diego, por 6 a 3, pero que en la final se levantaron y lavaron la afrenta.

Horacio Rentería

Ellatinoonline.com

Manténgase informado, reciba nuestro boletín

Select list(s) to subscribe to


Usted esta dando su consentimiento para recibir correos electrónicos informativos y de publicidad.