California está a un paso de convertirse en estado santuario, tras la aprobación en el senado de una iniciativa que busca proteger a millones de indocumentados ante las políticas migratorias de la administración del presidente Donald Trump.

La aprobación de la ley Acta de los Valores de California “es un reconocimiento a las contribuciones culturales y económicas de los inmigrantes e imagen falsa y cínica del presidente Trump que considera a nuestros residentes indocumentados como una comunidad sin ley”, dijo a El Latino el autor de la propuesta y presidente del senado, Kevin de León.

La iniciativa fue aprobada con 27 votos a favor y 12 en contra y pasó este martes a la cámara baja o asamblea legislativa para su aprobación final.

Se espera que la votación en la asamblea sea similar a la del senado, con una mayoría demócrata a favor.

De aprobarse la propuesta conocida por su clasificación SB54 va a prohibir que todos los empleados públicos, especialmente los policías, alguaciles y patrulleros estatales colaboren con autoridades federales de migración.

De León dijo que “nuestros preciados recursos serían malgastados si la policía deja de cumplir sus deberes para dedicarse a arrestar a las camareras, a trabajadores y a madres y padres de familia que de por sí respetan la ley”.

Destacó que los residentes indocumentados en California –cerca de tres millones de personas– cometen menos delitos e infracciones y reciben menos sanciones que los residentes legales y los ciudadanos estadunidenses.

“Los californianos no vamos a desperdiciar nuestros preciosos recursos de seguridad pública en separar a las madres de sus hijos, o en detener a dreamers, o deportar a personas honestas y trabajadoras que son tan críticas para nuestra economía”, dijo enfático.

Para el presidente del senado, si los agentes del orden asumen funciones de agentes de migración en California “se perdería la confianza y los delitos no serían reportados por temor a las deportaciones; contribuiría a que los criminales siguieran en libertad de encontrar nuevas víctimas”.

De León explicó que su propuesta de ley conserva la excepción de que tanto policías como alguaciles entreguen a la oficina de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) a indocumentados peligrosos o que hayan cometido delitos con uso de violencia para que sean deportados del país al concluir sentencias.

“Nadie quiere que los criminales peligrosos caminen libre por las calles”, explicó.

La iniciativa será votada en la cámara baja entre abril y mayo, y luego presentada al gobernador Jerry Brown para que la refrende en le

El Acto de los Valores de California es una de un paquete de diez iniciativas para proteger y ayudar a los inmigrantes indocumentados, que la legislatura de California con mayoría demócrata presentó dos semanas antes de que el presidente Trump asumiera en cargo de mandatario.

La siguiente propuesta de ley que será presentada para votación al pleno del senado, del senador Ben Hueso, de San Diego, busca financiar a organizaciones no lucrativas para que orienten legalmente a la comunidad indocumentada e incluso para que el estado contrate abogados en casos notables de deportación.

Aparte, en la cámara baja, otra legisladora de San Diego, Lorena González, presentó una propuesta para que el estado contrate abogados que ayuden a regresar al país a soldados estadunidenses que han sido deportados.

California es el estado con la mayor comunidad indocumentada y donde viven más mexicanos fuera de su país.

De acuerdo con la Oficina del Censo, en California viven cerca de doce millones de inmigrantes mexicanos y sus descendientes.

También es el estado con la mayor comunidad indocumentada, de entre dos millones y medio y tres millones de personas.

En California, la sexta economía mundial, por lo menos uno de cada diez trabajadores es indocumentado, de acuerdo con datos estatales.

Manuel Ocaño

Ellatinoonline.com

Manténgase informado, reciba nuestro boletín

Select list(s) to subscribe to


Usted esta dando su consentimiento para recibir correos electrónicos informativos y de publicidad.