Servicios El Latino

editor@ellatino.net

SAN DIEGO.- El Contralor del estado de California, John Chiang, advirtió que si para el 15 de junio la legislatura estatal no aprueba un presupuesto equilibrado, retendrá los salarios a los representantes populares.

“Presentarlo en el plazo constitucional es el trabajo más importante, si no es que el más difícil para los legisladores” (Asamblea y Senado de California), dijo.

Recordó que en noviembre del año pasado, el electorado californiano aprobó la Proposición 25, “y al pasarla, los votantes claramente expresaron que esperan que sus representantes tomen estas difíciles decisiones, pero que son necesaria para resolver los pasivos presupuestales”, externó Chiang.

Recordó que por mandato de ley tendrán que ajustarse a la plazo o serán penalizados, “porque yo tengo que hacer valer la orden expresada por los votantes”.

El Contralor destacó asimismo que la iniciativa tendría que ser aprobada por las dos terceras partes para convertirse en mayoría simple, para presentarse al gobernador Jerry Brown, pero si ello no ocurriera así, estarían obligados a dejar de percibir su salario y pagar los gastos de viajes o viáticos en que hubieran incurrido a partir del 16 de junio.

La Proposición 25, titulada en inglés como “the On-Time Budget Act of 2010” (Acta de Presupuesto en Tiempo 2010), se formuló de acuerdo con los expertos, para que el presupuesto no siga quedando sujeta al capricho y los intereses partidistas, sino que atienda a los de la población.

Cabe destacar que el propio Contralor Chiang aceptó que existen razonables cuestionamientos que se le han formulado en el sentido de si el presupuesto presentado por el gobierno estatal a la la legislatura es equilibrado, o si las iniciativas enviadas en marzo pasado son suficientes.

Además, consideró, existe una aparente contradicción entre las Proposiciones 25 y 58, pues esta última da la atribución a los legisladores de no enviar –si así lo consideran apropiado debido a que los gastos rebasen al fondo general disponible- el presupuesto al gobernador para su firma y eventual aprobación.