Tiempo de preparación: 30 minutos

Porciones: 6 (aproximadamente 1 1/3 taza por porción)

8 onzas de farfalle deshidratados, sin cocinar

1 taza de queso ricotta semidescremado

1/3 taza de queso parmesano rallado Kraft® Grated Parmesan Cheese

2 cucharadas de agua

1/4 cucharadita de pimienta negra molida

12 onzas de salchicha de cerdo italiana

1/3 taza de cebolla dorada picada

2 latas (de 14,5 onzas cada una) o 1 lata (28 onzas) de tomates en cubos con albahaca, ajo y orégano Hunt’s® Diced Tomatoes with Basil, Garlic and Oregano, sin escurrir

1 lata (6 onzas) de puré de tomate Hunt’s Tomato Paste

1 1/2 taza de queso mozzarella semidescremado en hebras, dividido

Cocine la pasta según las indicaciones del paquete, sin la sal.

Mientras tanto, en un tazón pequeño, mezcle el queso ricotta, el queso parmesano, el agua y la pimienta. Reserve.

Caliente una sartén grande a fuego medio-alto. Agregue la salchicha y la cebolla; cocine de 3 a 5 minutos o hasta que la salchicha quede desmenuzada y la cebolla esté suave; revuelva con frecuencia. Escurra.

Añada a la sartén los tomates (sin escurrir), el puré de tomate, 3/4 taza de queso mozzarella y la pasta cocida; revuelva.

Agregue cucharadas de la mezcla de ricotta sobre la mezcla de pasta. Distribuya el resto del queso mozzarella.

Baje el fuego; tape y cocine de 2 a 3 minutos o hasta que la mezcla de ricotta esté caliente y se derrita el queso mozzarella.