CHULA VISTA.- El enfrentamiento entre dos hermanos, uno de ellos un agente policiaco fuera de su función, dejó como saldo muerto a uno de ellos, evidencia hasta qué punto ha crecido la violencia intrafamiliar y doméstica en la ciudad de Chula Vista.

Los hechos se registraron la mañana del viernes 14 de noviembre en la unidad habitacional localizada en 376 Center Street, a escasos metros del Departamento de Policía de Chula Vista.

Conforme a un reporte difundido por la corporación, alrededor de las 8:22 horas se recibió en el 911 de emergencias, una llamada en el despacho policiaco de que una persona había sido apuñalada en un apartamento.

Cuando los oficiales de Chula Vista llegaron (al sitio) encontraron a un hombre sangrando por múltiples heridas de arma blanca en el estacionamiento del complejo de apartamentos.

El hombre, aunque nunca fue identificado por su nombre por la policía local, se indicó que al momento de ocurrir una discusión ambos se encontraban en el estacionamiento de la unidad habitacional.

Se trataba de un oficial del Departamento de Policía de San Diego que en ese momento estaba fuera de servicio, y otro hombre fue identificado como hermano de la víctima, se encontraba lesionado por proyectiles de arma de fuego.

Durante una breve comunicación con los detectives, dijo que trató de evitar que su hermano lesionara a sus padres con la navaja que portaba.

Este último aunque recibió auxilio por parte de los agentes comisionados y los paramédicos, fallecería en el hospital al que fue trasladado.

No obstante a que se dijo que la investigación está en curso, los detectives supieron que “la víctima, (el oficial de guardia fuera de servicio), vive en el apartamento con su madre, padre y hermano y los cuatro estaban en casa en el momento del incidente”.

Agrega el informe preliminar de los hechos que “el hermano, que, según la familia, tenía un historial de enfermedad mental, se metió en una confrontación física con miembros de la familia. La víctima intervino para evitar que sus padres se lesionen”.

“El hermano, ya fallecido y al que los detectives han identificado como el sospechoso, apuñaló a la víctima (el agente de policía en descanso) varias veces. La madre llamó al 911 indicando que uno de sus hijos estaba apuñalando otro. La víctima fue transportada al UCSD con heridas de arma blanca y se encuentra actualmente en condición estable”.

Se dio a conocer que el Departamento de Policía de Chula Vista está comunicándose con el Departamento de Policía de San Diego durante la investigación.

Horacio Rentería

Ellatinoonline.com