Cuando se trata de remover la suciedad y el maquillaje para que tu piel se vea limpia y radiante, es clave que elijas una buena crema de limpieza. Pero ¿sabías que también es importante usar tu crema de limpieza de la forma correcta? Por ejemplo, dependiendo de tu tipo de piel puede variar la manera en que la remueves. Descubre aquí cómo aplicar y remover tu crema de limpieza si tienes piel grasosa, piel seca y piel sensible.

Al aplicar la crema de limpieza

Ya sea que tengas piel grasosa, seca o sensible, la forma en la que aplicas tu crema de limpieza humectante es la misma. Comienza por tener las manos limpias y secas. Usa dos de tus dedos y toma un poco de crema del frasco. Aplica una capa ligera sobre todo tu rostro, masajeando suavemente y mira como el limpiador funciona como por arte de magia.

Al remover la crema de limpieza

Si tienes piel grasosa…

Qué es la piel grasosa: generalmente la piel grasosa se asociacon poros grandes, piel brillosa y en ocasiones también puede ltener puntos negros, espinillas y manchas. Cuando a la piel le hace falta aceite, comúnmente lo produce, dándole un aspecto y apariencia grasosa.

Qué usar: Una toalla o paño humedecido y tibio.

Por qué funciona: A diferencia de otros jabones y limpiadores de maquillaje comunes, una crema de limpieza humectante que tenga una combinación de un limpiador profundo con una crema humectante puede remover la suciedad, el maquillaje y hasta el rímel a prueba de agua sin tapar los poros. La piel queda hidratada y suave. Cuando se remueve con una toalla o paño humedecido, los poros se abren para una limpieza profunda y sin resecar. Además, puedes enjuagar si quieres, pero no necesitas lavar tu cara después de usarla.

Si tienes piel seca…

Qué es la piel seca: Las personas con piel seca tienden a tener una complexión opaca y escamosa. Mantener la piel hidratada puede ayudar a aliviar la resequedad.

Qué usar: Usa algodones redondos.

Por qué funciona: una crema de limpieza humectante es una crema limpiadora que es 50% humectante, por lo que le brinda a tu piel una vital infusión humectante. Para remover el maquillaje, en lugar de un paño humedecido usa un paño seco o los algodones redondos. Esto puede dejar en tu piel un poco más de crema de limpieza para ayudar a combatir la sequedad. Lo mejor de todo, ¡no tienes que lavar tu cara cuando termines!

Si tienes piel sensible…

Qué es la piel sensible: En ocasiones experimentar enrojecimiento, comezón, ardor y resequedad podrían ser indicadores de la piel sensible. Si tienes piel sensible, consulta con un dermatólogo para encontrar la mejor manera de tratarla. Encontrar lo que dispara estas señales y evitar esos detonantes podría ayudar a aliviar la piel.

Que usar: Paño de microfibra humedecido.

Por qué funciona: una crema de limpieza humectante es un tipo de producto hipoalergénico que no necesita enjuagarse, lo que lo hace efectivo para remover tu maquillaje pero apto para la piel sensible. Para obtener resultados óptimos se recomienda removerlo con la esponja o paño más suave, y menos irritante que tengas. Debido a su naturaleza suave, los paños de microfibra pueden funcionar muy bien.

Fuente POND’S