Las autoridades de salud de  los Estados Unidos han garantizado que la nueva vacuna para prevenir el Covid-19 es lo más seguras posible. Conozca cómo están trabajando juntos los socios a nivel federal para garantizar la seguridad de las vacunas contra el COVID-19.

Los Centros para el Control de las Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), crearon una herramienta nueva, v-safe, como medida adicional de control de la seguridad, para mejorar nuestra capacidad de detectar rápidamente cualquier problema de seguridad con las vacunas contra el COVID-19. V-safe es un nuevo verificador de salud posterior a la vacunación para smartphones que pueden instalar las personas que reciben la vacuna contra el COVID-19.

La vacunación contra el COVID-19 ayudará a protegerlo de contraer el COVID-19. Deberá aplicarse dos dosis.

En función de la vacuna específica que reciba, deberá aplicarse una segunda inyección 3-4 semanas después de la primera para tener la máxima protección que puede ofrecer la vacuna contra esta enfermedad grave. Obtenga más información acerca de los beneficios de vacunarse.

Los CDC están elaborando recomendaciones sobre a quiénes se les debería ofrecer primero la vacuna contra el COVID-19 si los suministros son limitados.

Para ayudar a orientar las decisiones acerca de cómo distribuir los suministros limitados iniciales de la vacuna contra el COVID-19, los CDC y el Comité Asesor sobre Prácticas de Vacunación han publicado recomendaciones sobre qué grupos se deben priorizar para la vacunación.

Aprenda más sobre quiénes deben vacunarse antes si los suministros de vacuna son limitados.

Por el momento el suministro de vacunas contra el COVID-19 es limitado en los Estados Unidos, pero irá aumentando en las próximas semanas y meses.

El objetivo es que todas las personas puedan acceder fácilmente a la vacuna contra al COVID-19 en cuanto haya cantidades suficientemente grandes disponibles. Una vez que haya más cantidad de vacunas disponibles, el plan es que varios miles de proveedores de vacunación ofrezcan la vacuna contra el COVID-19 en consultorios médicos, farmacias, hospitales y centros de salud con calificación federal.

Puede tener algunos efectos secundarios después de aplicarse la vacuna contra el COVID-19. Es normal, y es una señal de que su organismo está generando protección.

Los efectos secundarios de la vacuna contra el COVID-19 pueden parecerse a los síntomas de la influenza e incluso podrían afectar su capacidad de completar sus actividades cotidianas, pero deberían desaparecer en unos días. Conozca más acerca de los efectos secundarios que podría tener y acceda a consejos útiles para reducir el dolor y la molestia después de haberse vacunado.

¿La vacuna contra el COVID-19 puede hacer que contraiga el COVID-19?

No. Ninguna de las vacunas contra el COVID-19 contiene el virus vivo que causa el COVID-19, por lo que vacunarse contra el COVID-19 no puede hacer que contraiga el COVID-19. Datos acerca de las vacunas contra el COVID-19

El costo no es un obstáculo para vacunarse contra el COVID-19.

Los estadounidenses recibirán las dosis de vacunas compradas con el dinero de los contribuyentes estadounidenses sin costo. Sin embargo, es posible que los proveedores de vacunas puedan cobrar un cargo por administrar la inyección. Los proveedores de vacunas pueden recibir un reembolso por este cargo por parte de la compañía de seguro pública o privada del paciente o, en el caso de los pacientes sin seguro cobertura de seguro, por parte del Fondo de Auxilio para Proveedores de la Administración de Recursos y Servicios de Saludícono de sitio externo.

Las primeras vacunas contra el COVID-19 se están aplicando en virtud de autorizaciones de uso de emergencia (EUA, por sus siglas en inglés) de la Administración de Alimentos y Medicamentos de los EE. UU (FDA). Hay muchas otras vacunas en etapa de desarrollo y ensayos clínicos.

Vea más información sobre la autoridad de la autorización de uso de emergencia de la FDAícono de sitio externo y mire un video que explica qué es una EUA.

Si la FDA autoriza o aprueba más vacunas contra el COVID-19, el Comité Asesor sobre Prácticas de Vacunación (ACIP) organizará rápidamente reuniones públicas para revisar todos los datos disponibles de cada vacuna y elaborar recomendaciones para su uso en los Estados Unidos. Obtenga más información acerca del proceso de elaboración de las recomendaciones para la vacuna contra el COVID-19 de los CDC.

Todas las vacunas recomendadas por el ACIP serán incluidas en el Programa de vacunación contra el COVID-19 de los Estados Unidos. Los CDC siguen trabajando con sus socios a todos los niveles, incluidas asociaciones de atención médica, para crear un programa de vacunación contra el COVID-19 que sea flexible y pueda adaptarse a las diferentes vacunas y situaciones. Los departamentos de salud estatales, tribales, locales y territoriales han creado planes de distribución para garantizar que todas las vacunas recomendadas estén disponibles para sus comunidades.

Los CDC seguirán actualizando este sitio web en la medida que se modifiquen las recomendaciones o los suministros de vacunas, se recomienda visitar la página web con frecuencia: https://espanol.cdc.gov/coronavirus