Afirma candidato a ocupar una silla en la junta directiva del Distrito Escolar de Escuelas Primarias de Chula Vista, CVESD, por sus siglas en inglés; tiene confianza en que lo escojan

CHULA VISTA.- Debido al interés que han despertado entre los miembros de la comunidad escolar de Chula Vista, la selección del reemplazo del Doctor Eduardo Reyes dentro de la Junta Directiva –, consideramos importante entrevistar a Douglas Wolf, conocido afectivamente como Doug, un académico y empresario de gran experiencia quien busca ocupar un lugar en la mesa directiva, en un proceso de selección que se definirá la tarde de este miércoles 25.

A continuación sus respuestas a nuestras preguntas:

Reportero:  Algunas personas consideran que en estas elecciones “se cargan los dados”; es decir, existe el riesgo de que no sean limpias, ¿ Qué opina acerca de ello?

Doug Wolf: El esfuerzo por llenar la vacante en la junta del distrito de la escuela primaria de Chula Vista no es una elección en el sentido de que los ciudadanos de Chula Vista no votarán por un reemplazo. En noviembre pasado, cuando mis compañeros residentes de Chula Vista votaron, recibí casi 38,000 votos para un puesto en la junta. Los actuales miembros de la junta seleccionarán un reemplazo este miércoles en una reunión especial. No tengo ninguna razón para creer que el proceso es o no ha sido justo y honesto. Con suerte, la junta considerará a los casi 38,000 votantes que expresaron su voluntad y me nombrarán miembro de la junta.

Reportero: ¿Cuándo se registró y qué ofrecería si tuviera éxito en las elecciones? 

Doug Wolf: Presenté toda mi documentación al condado el otoño pasado cuando estaba en la boleta electoral para las elecciones de noviembre. Para el nombramiento que se encuentra actualmente en proceso, presenté la documentación requerida a la junta el 9 de agosto.

En cuanto a lo que aportaría a la junta, la gente de Chula Vista puede esperar Liderazgo: Como propietario de una pequeña empresa en Chula Vista desde 2008, he dirigido a mi equipo a través de altibajos para construir una operación exitosa que ha ayudado a más de 1,600 familias y sus hijos a mejorar su capacidad matemática. 

Experiencia en el sector privado: tengo la experiencia y el conocimiento para hacer y cumplir con los presupuestos; establecer y alcanzar metas; y buscando formas de mejorar constantemente. Coraje: como en los negocios, sé que la junta tiene que tomar decisiones difíciles que afectarán la vida de muchos. Tengo las habilidades de pensamiento crítico y el coraje para tomar y articular esas decisiones. 

Confiabilidad: Ya sea como administrador de cartera en un banco grande o como proveedor de instrucción matemática para los niños de Chula Vista, me he ganado la confianza de las personas que confían en mí. Este rasgo es el más importante para mí.  La educación pública en los Estados Unidos comenzó en Nueva York hace casi 200 años. Si no fuera por la educación pública gratuita, este país nunca se habría convertido en lo que es. Nuestra Declaración de Independencia garantiza a todas las personas el derecho a la vida, la libertad y la búsqueda de la felicidad. Ese documento y esas palabras sentaron las bases sobre las que se plantó la educación pública y hasta el día de hoy sigue creciendo. Una sociedad, una nación, no puede prosperar ni existir sin una población educada. Además de las necesidades económicas de una fuerza laboral educada, una nación necesita ciudadanos educados para ser una sociedad buena y justa. Al igual que los documentos escritos por nuestros Padres Fundadores, la misión del Distrito Escolar Primario de Chula Vista consagra la creencia de que el individuo es soberano. Cada niño tiene derecho a la mejor educación que se le pueda brindar para que pueda lograr y maximizar su capacidad, vivir libre y perseguir una vida feliz. Es responsabilidad de la sociedad en general, y de la junta escolar en particular, hacer todo lo que esté a su alcance para garantizar que sea posible.

Reportero: ¿Cuánto tienes trabajando en CVESD y cuál es tu principal objetivo cuando perteneces a él? He sido maestra suplente en CVESD durante varios años.

 Doug Wolf: Los últimos 2 meses del año escolar pasado, enseñé a estudiantes de quinto y sexto grado en una de las escuelas a tiempo completo. Mi objetivo, si es designado, puede resumirse en mi creencia de que la junta escolar, como la junta directiva que administra una corporación para sus accionistas, tiene la responsabilidad de administrar el distrito en nombre y en beneficio de sus accionistas. Los accionistas, siendo los empleados, los residentes del distrito y, lo más importante, los estudiantes del distrito. Un miembro de la junta escolar tiene la responsabilidad fiduciaria de comportarse siempre profesionalmente; investigar y comprender los problemas; y tomar la mejor decisión en beneficio y con la mejor intención para la comunidad.

Reportero: Usted participó en las elecciones de marzo y noviembre del año pasado. ¿Cree que limpias? 

Doug Wolf: Sí. No hay razón para no creer, y no he visto ni escuchado ninguna evidencia en contrario que apoye cualquier afirmación de que las elecciones locales fueron todo menos justas y honestas.

Reportero: ¿Algo más que quieras agregar sobre las elecciones del próximo miércoles 25?

Doug Wolf: La educación pública en los Estados Unidos comenzó en Nueva York hace casi 200 años. Si no fuera por la educación pública gratuita, este país nunca se habría convertido en lo que es. Nuestra Declaración de Independencia garantiza a todas las personas el derecho a la vida, la libertad y la búsqueda de la felicidad. Ese documento y esas palabras sentaron las bases sobre las que se plantó la educación pública y hasta el día de hoy sigue creciendo. Una sociedad, una nación, no puede prosperar ni existir sin una población educada. Además de las necesidades económicas de una fuerza laboral educada, una nación necesita ciudadanos educados para ser una sociedad buena y justa. Al igual que los documentos escritos por nuestros Padres Fundadores, la misión del Distrito Escolar Primario de Chula Vista consagra la creencia de que el individuo es soberano. Cada niño tiene derecho a la mejor educación que se le pueda brindar para que pueda lograr y maximizar su capacidad, vivir libre y perseguir una vida feliz. Es responsabilidad de la sociedad en general, y de la junta escolar en particular, hacer todo lo que esté a su alcance para garantizar que sea posible.