KABUL, AFGANITSTAN.- Al menos 12 miembros del Servicio Militar de Estados Unidos resultaron este juevesmuertos y otros 15 lesionados de gravedad, y alrededor de 60 civiles habrían fallecido, luego de que terroristas detonaran dos bombas en las proximidades del aeropuerto de la ciudad de Kabul, abonando al momento de desesperación y terror que se vive en aquel país.

Además se habla de centenares de civiles muertos, noticia que causó especial preocupación en familias del condado de San Diego, pues más de veintena de estudiantes y sus padres se encuentran en Afganistán luego de haber acudido a visitar a familiares.

De acuerdo con versiones difundidas por un Portavoz del Pentágono, una primera explosión de una de las dos bombas mortales estalló en el exterior de la puerta de la abadía del aeropuerto provocando varias víctimazs civiles afganos (as) y estadounidenses”. Pero también, agregó, “podemos confirmar al menos otra explosion en el Hotel Barón o en sus cercanía, a poca distancia de Abbey Gate”

En conferencia de prensa desde las instalaciones del Pentágono, en Washington, D.C., el general Kenneth McKenzie confirmó el ataque y dijo que están en estado de alerta: “La amenaza de ISIS es extremadamente real y los estamos buscando 24 horas al día, 7 días a la semana”, declaró a los periodista.

Lo más preocupante del caso es que los ataques terroristas se producen justo cuando el presidente estadounidense, Joe Biden, había anunciado que se trabaja en la evacuación de los civiles para que salgan de ese país y ante la violencia del grupo terrorista de los talibanes, que han recuperado el control de la nación tras 20 años de que habían permanecido lejos del poder.

Vale recordar que en días recientes, tras la huida del expresidente afgano de su país, la Coalición Afgano-Estadounidense, una alianza de organizaciones que abogan por la asistencia humanitarian en Afganistán, pidio al gobierno del presidente Joe Biden su apoyo para evacuar de la nación tomada por los terroristas y que “se tomen medidas inmediatas”.

Y reiteró: “La Coalición Afgano-Estadounidense, una alianza de organizaciones que abogan por la asistencia humanitarian en Afganistán, está lanzando un llamado a la acción, abogando porque el gobierno de Estados Unidos tome medidas inmediatas”.