INGREDIENTES:

• 2 tazas pequeña de pasta en forma de concha

• 1 cabeza de coliflor pequeña, cortada en pedazos, aprox. 6 tazas

• 2 cucharadas de mantequilla

• 1 cebolla pequeña, picada

• 1 cucharada de harina para todo uso

• 1/2 cucharadita de sal

• 1/4 cucharadita de pimienta negra

• 2 1/2 tazas de leche entera o DairyPure o Dairy Pure 2% 

• 1 cucharadita de mostaza de Dijon

• 2 tazas de queso cheddar rallado

• 1/4 taza de migas de pan panko

• 1 cucharada de aceite de oliva

En una cacerola grande, calentar 10 tazas de agua con sal hasta que hierva. Añadir la pasta y la coliflor. Caliente hasta que hierva; cocine a fuego lento sin tapar, 6 minutos. Escurrir inmediatamente.

Mientras tanto, en una cacerola de dos cuartos a fuego medio, derrita la mantequilla; añadir la cebolla. Cocine hasta que estén tiernos, unos 5 minutos. Agregue la harina, la sal y la pimienta hasta que se mezclen; cocinar 1 minuto. Poco a poco agregue la leche y la mostaza; cocinar hasta que la mezcla espese y se suavize, revolviendo constantemente. Retire la olla del fuego; agregar el queso y revolver hasta que se derrita y este suave.

Caliente el horno a 400 ° F. Mezcle el pan rallado con aceite de oliva. Engrasar un plato para hornear o cazuela. En un tazón grande, añadir la pasta y  el mix de coliflor con salsa de queso para mezclar bien. Espolvorear con la mezcla de pan rallado. Hornee por 20 minutos o hasta que la mezcla esté caliente y burbujeante.