SAN DIEGO.- Se espera que la actividad turística de la ciudad de San Diego en los niveles de 2019 antes del severo golpe propinado por la pandemia, observaría “una completa recuperación hasta 2023-2024”.

Este pronóstico lo hace San Diego Tourism Marketing District (Distrito de Mercadeo Turístico de San Diego), durante un reporte presentado ante el Comité de Relaciones Intergubernamentales de Desarrollo Económico del Concilio de la Ciudad de San Diego.

“En general, se espera que las restricciones en ciertos tipos de lugares y actividades, así como factores como los efectos de la recesión económica y los retrasos en la reanudación de la actividad de viajes, retrasen una complete recuperación”, se advierte en el reporte leido la tarde del miércoles 12 de diciembre por la directora de Desarrollo Económico del gobierno de la Ciudad de San Diego, Christina Bibbler.

Más lento aún, en los visitantes nocturnos

“Se espera que los visitantes (turistas) que pernoctan crezcan a un ritmo ligeramente más lento que los visitantes diurnos y no se espera que regresen a los niveles de 2019 hasta el 2024.

Se indica que de manera general, “la demanda hotelera de Estados Unidos disminuyó un 35.7% en 2020 en comparación con 2019”.

Y advirtió que “el impacto negativo en el rendimiento ha sido especialmente grave en los principales mercados urbanos y en los hotels de lujo y de alto nivel, en particular los que tradicionalmente albergan negocios grupales” (convenciones).

Por debajo de los niveles de 2019

Por lo que hace a la ciudad de San Diego, agrega el documento, “se prevé que la demanda hotelera general se mantenga por debajo de los niveles de 2019 hasta al menos 2022, con una recuperación total de las noches de habitación de 2019 prevista para el 2024”.

No obstante, considera que “ciertas partes del mercado de San Diego se recuperarán rápidamente, con propiedades orientadas al ocio transitorio experimentando recuperaciones de la demanda más pronto”.

Destaca el reporte que “la recuperación total del mercado se pospondrá hasta que la crisis de salud se resuleva lo suficiente”.

Han tenido que apretarse el cinturón

No obstante, también se acepta que la crisis reflejada en los recortes de personal en hoteles, restaurantes, centros de diversión y en general el sector servicios no solo lo resintieron  estos ramos de actividad sino la propia agencia municipal San Diego Tourism Marketing District.

Y ejemplifica que solo en el cuarto trimestre del 2020, “con la inmediatez de quedarse en casa en marzo (de ese año) y la consiguiente pérdida de ingresos, SDTA redujo su equipo de 81 empleados a 54”.

Se abogó asimismo “con líderes electos sobre las dificultades económicas (causadas) por la pandemia en la una vez prospera comunidad de visitantes de San Diego”.