WASHINGTON, D.C..- Desde los tiempos de la guerra fría y más recientementes los conflictos armados en medio oriente, la paz mundial no había estado tan amenazada como se encuentra ahora.

En un rápido recordatorio en los más recientes conflictos militares baste mencionar que primero estalló el operativo militar llevado a cabo por una Coalición de países autorizada por Naciones Unidas y encabezada por Estados Unidos, en represalia a la invasion de Kuwait por parte de Irak, bajo el mando del ex dictador Sadam Huseim.

 Se trató de llamada Guerra del Golfo (también bautizada por los medios de información como Tormenta del Desierto 2 de agosto de 1990- de enero de 1991), en la que tomó parte una coalición Internacional de naciones formada por Estados Unidos, Kuwait, Reino Unidos, Francia y Arabia Saudita.

Operativo militar ‘pendiente’

Y sin que se aceptara formalmente, pero que ocurrió en la práctica,  la continuación de un nuevo operativo militar  que había quedado ‘pendiente’, la invasión a Irak (efectuada entre el 20 de marzo y el 1 de mayo de 2003 llamada ahora la denominada Guerra de Irak, de nuevo liderada por Estados Unidos y respaldada militarmente en una nueva Coalición, ahora formada por Reino Unido, Australia y Polonia.

Pero ahora ¡sin contar con la autorización de Naciones Unidas! y bajo el argumento de “desarmar a Irak de armas de destrucción masiva”, se inició el conflicto armado en la primavera del 2003.

Dejamos intencionalmente al final del breve recuento un dato conocido por ‘todo mundo’: ambos operativos fueron ordenados por George W.H. Bush, padre (fallecido), primero y Geroge W. Bush, hijo, por eso fue interpretado por expertos como “una continuación inconclusa”.

Antecedente más reciente

El hecho es que ahora el escenario se trasladó a Ucrania, donde ya había surgido fuertes tensiones con Rusia en 2014, bajo el pretexto de que este último país tiene firmado “un contrato de alquiler” que vence hasta 2047 en Kiev (la capital ucraniana), donde los rusos tienen una base militar.

Si en aquel momento las tensiones se disiparon con la invertención del ex presidente Barack Obama, ahora han resurgido y las diferencias verbales y conceptuales entre el presidente ruso Vladimir Putin y estadounidense, Joe Biden, además de la Organización del Tratado Atlántico Norte (OTAN), un poderoso -por el control y los derechos que tiene en el área- tercero en discordia, parecen haber reavivado el foco de tensión.

Foco de tensión

Lo cierto es que hoy jueves el secretario de Estados Unidos, Anthony Blinken, advirtió que Rusia “estaba sentando las bases (militares) para justificar el inicio de una Guerra y prepararse para lanzar un ataque contra Ucrania en los próximos días”, al tiempo que hizo un llamado al gobierno de Moscú “a cambiar el rumbo”.

Pero fue el propio funcionario estadounidense el que tuvo que modificar su agenda, pues tenía planeado viajar a la región en tension para estar presente en una tensa reunió efectuada hoy en la sede de Naciones Unidas donde se reunió el Consejo de Seguridad del organismo mundial que tiene como encomienda manterner la paz mundial.

Consideró Blinken que Rusia, liderada por Putin, está “buscando un pretexto” para invadir Ucrania y “se está moviendo hacia una invasion inminente”, según publica hoy la agencia internacional CNN.

Blinken en la ONU

Y en la misma fuente de información se indica que el funcionario advirtió que su presencia en la sede del Consejo de Seguridad de la ONU buscaría -según sus propias palabras- “influenciar a Rusia para que abandone el camino de la guerra y elija un camino diferente mientras todavía hay tiempo. Estoy aquí no para iniciar una Guerra, sino para prevenirla”, subrayó.

Vale recordar que en este contexto de tensión, amenaza e incertidumbre en el que se debate la paz mundial, el presidente Joe Biden advirtió al presidente ruso, Vladimir Puntin, sobre “los costos” que podría representar una eventual invasion a Ucrania.

¿Primeros bombardeos?

Mientras tanto, cientos de ucranianos han comenzado a salir de su territorio por temor a un eventual operativo military y algunas agencias noticias ya hablaban de que se han registrado supuestos” primeros bombardeos” rusos en ese país, mientras Las Fuerzas Armadas de Ucrania mencionaron un eventual ataque contra una guardería en Lugansk, aunque todo ello está pendiente de confirmar su veracidad.