CHULA VISTA.- Los estudiantes y los padres de familia deben analizar cuidadosamente las opciones que les ofrecen los créditos federales y los privados frente a un incremento de más de 115 por ciento experimentado en los costos en los últimos cinco años de las cuotas universitarias.

Las anteriores consideraciones las hizo Valeria Esparza, Ejecutiva de Educación Financiera del Banco Wells Fargo.

Durante una entrevista telefónica con El Latino recordó, no obstante, que cerca de un 84 por ciento de la deuda pendiente de pago, en préstamos estudiantiles, es federal, mientras únicamente el 16 por ciento, se originó en financiamientos privados, de acuerdo con cifras de los últimos cinco años.

Esto dio lugar a que la llamada “default rate” (tasa de incumplimiento de pago) de los préstamos privados en Wells Fargo Bank era hasta antes del 10 de julio del 2010, fue de apenas 1.80 por ciento, una tasa muy baja si se la compara con el 22.24, de los préstamos federales que ha hecho a los escolares, indicó.

Los estudiantes y los padres de familia deben analizar cuidadosamente las opciones que les ofrecen los créditos federales y los privados frente a un incremento de más de 115 por ciento experimentado en los costos de las cuotas universitarias de 1986 al 2011, consideró Valeria Esparza, analista financiera de Wells Fargo Bank.(Nota con fotos de Valeri

Al preguntarle la razón de ello, respondió que los requisitos para que se autorice un crédito estudiantil privado son muy estrictos para que se cumpla con las cláusulas pactadas, se someten a un proceso de verificación y seguimiento muy cuidados sobre la real capacidad de pago de los estudiantes y sus familias.

Esparza, quien tiene vasta experiencia en el manejo de los créditos estudiantiles aceptó que este es un tema de debate nacional, pues las altas colegiaturas agregado a la crisis económica por la que atraviesa el país ha tenido un impacto muy fuerte sobre la educación, y por consecuencia, sobre las colegiaturas.

Recordó que en el caso de los préstamos federales los estudiantes que requieren algún tipo de préstamo, beca o subvención que incluye todo tipo de apoyo económico para sufragar los gastos que requiere su carrera, recibe consejería y orientación acerca del tipo de crédito que solicita, y sus opciones de pago, estableciendo con toda claridad los pros y contras de los préstamos estudiantiles y privados.

Es primordial que en todo este proceso los estudiantes analicen todas las opciones, y planifiquen su proyecto de financiamiento estudiantil con una base realista de cuáles es el salario, las posibilidades de pago conforme a los gastos que el escolar tenga, para que pueda cubrirlo al finalizar su carrera, explicó la experta Valeria Esparza, quien estudió en la Universidade Austin, Texas, y ha hecho una amplia carrera como ejecutiva en Nueva York.

En este sentido recordó que cuando ella ingresó a la universidad sólo una opción, y lo recomendable para los estudiantes y su familia es que examinen todas las opciones posibles.

Ejemplificó que sólo el llamado Fondo Hispano de Becas (Hispanic Scholaship Fund) pone a disposición de los estudiantes $3 millones.

Al narrarle un caso personal por lo que un miembro de la familia está atravesando para tomar una decisión si estudiar en un colegio comunitario o acudir a una universidad ante los altos costos que representan para los estudiantes las cuotas y la manutención en estudios superiores, indicó que este es un problema generalizado en las familias latinas en Estados Unidos y por eso deben examinar cuidadosamente todas las alternativas.

Esparza sugirió que agregado a todo lo ya señalado los estudiantes, padres de familia y maestros pueden consultar la página gratuita:

wellsfargo.com/collegesteps y

wellsfargocommunity.com

Manténgase informado, reciba nuestro boletín

Select list(s) to subscribe to


Usted esta dando su consentimiento para recibir correos electrónicos informativos y de publicidad.