MOSCU.- El estadio Luzhniki de Moscú fue el escenario apropiado.

México logró una histórica victoria en el partido inaugural de la Copa Mundial de la FIFA 2018 Rusia Grupo F, derrotando a Alemania por 1-0 frente a un ferviente y estadio repleto.

“El plan maestro de Juan Carlos Osorio funcionó a la perfección, con El Tri  (equipo mexicano) absorbiendo los largos períodos de posesión alemana y golpeando a los teutones en el contraataque”,  sintetizó el partido jugado el domingo una escueta nota informativa publicada en la página web de la Federación Internacional de Fútbol Asociación, (FIFA).

“El gol de Hirving Lozano”, se agrega en la nota informativa escrita por el reportero, “fue el resultado de un quiebre rápido, con camisas verdes pululando hacia adelante y el talento del jugador PSV Eindhoven  ante una fría conversión de Manuel Neuer”.

Un encuentro emotivo

El equipo de Joachim Low hizo su parte en un encuentro apasionante, con Toni Kroos pegando un tiro libre contra el travesaño. Sus esfuerzos fueron finalmente en vano, con los mexicanos reclamando los tres puntos.

Primera victoria ante

un campeón del mundo

Para México representa la primera victoria contra un campeón del mundo vigente, mientras que Alemania –ahora con récord de 10-2- en los juegos inaugurales, se convirtió ahora en el tercer campeón consecutivo en no poder ganar su primer partido en la siguiente Copa del Mundo.

Aún más preocupante: Italia en 2010 y España en 2014 ambos salieron después de la fase de grupos y los cuatro veces campeones seguramente tienen su trabajo cortado para ellos si quieren evitar un destino similar. No funcionó tanto como esperaban y sin duda se necesitarán cambios para Joachim Low en el próximo juego.

La oveja negra

Y la nota discordante fue el anuncio de que la FIFA, pese a que se los advirtió con mucha anticipación, aficionados mexicanos gritaron una grosería con ‘dedicatoria’ al Primer Ministro Ruso, Vladimir Putin, calificados por el organismo internacional de fútbol sóccer como “cantos homofóbicos”. Ahora la Federación Mexicana de Fútbol, que también pidió a los fanáticos mexicanos guardar la compostura, tendrá que responder a la multa impuesta.