CHULA VISTA.- Hoy goza del éxito profesional porque venció prejuicios desde la niñez  y enfrentó los obstáculos en la etapa adulta.

Sylvia García-Navarrete siguió adelante y alcanzó sus sueños pero jamás imaginó que su ejemplo de superación personal y profesional, le valdrían para ser distinguida como la mujer del año del Distrito 40 de California.

La primera barrera la enfrentó en el Jardín de Niños y es que por su poca participación en las aulas, una maestra la catalogó como no apta para aprender.

“La maestra mandó una nota a mis papás y les dijo que pensaba que yo tenía probablemente un problema con el aprendizaje y mi mamá gracias a Dios que siempre estuvo viendo por nuestro bien no le gustó eso y fue a la escuela y me sacó de ese salón y me puso con otra maestra”, reveló Garcia-Navarrete.

Aprendió que no debía ceder ni rendirse porque sin saberlo la vida le tenía preparada otra prueba en su etapa de madre y mujer.

Fueron largas las horas que dedicó a trabajar y estudiar a la vez para conseguir un título que le permitiera mejorar su calidad de vida.

No fue fácil porque nunca dejó de lado el cariño de madre.

“Si te pasa algo caes pero tienes que buscar algo que te ayude a sobresalir y ya sigues con tu camino”, aseguró la profesora.

MARCÓ DIFERENCIA

En 1983 llegó al colegio comunitario de Southwestern College en Chula Vista.

Sylvia comenzó como asistente y 14 años después ya impartía clases de inglés y lectura.

Desde el inicio imprimió un sello educativo diferente.

El objetivo educativo no se limita a enseñar, también buscaba orientar e inspirar.

“Se nota que le importan las personas y sus estudiantes”, consideró Luzeth Ruvalcaba, una de las alumnas de la profesora.

En 2009, ella junto con otros dos académicos crearon un plan de estudios llamado “Pensamiento Analítico” .

Desde entonces, su salón de clases es un modelo de trabajo.

Las mesas siempre se colocan de tal modo que los alumnos son el centro de atención para ser respetados y valorados.

“Además de enseñar personalmente te hace crecer como estudiante”, indicó Carolina Miranda, una de las cientos de alumnas que cursan clases con la maestra García-Navarrete.

La originaria de Chula Vista cuenta con un título como Maestra de Inglés, una maestría especializada en Enseñanza de Lectura y un doctorado enfocado en Liderazgo en la Educación de Colegios Comunitarios.

Su enseñanza va más allá de cuatro paredes de un salón porque también ha impartido cátedras dentro de cárceles de mediana y máxima seguridad de California siempre inculcando una actitud de éxito.

“En inglés la palabra ATTITUDE suma 100 y siempre les digo a todos den el 100 por ciento”, aseguró la doctora en educación

RECONOCIMIENTO ESTATAL

Su ejemplo de vida llegó a las manos del senador Ben Hueso, legislador que cada año reconoce a mujeres destacadas de las comunidades de California.

La doctora Sylvia recibirá el galardón de mujer del año el próximo 23 de marzo en el Capitolio de Sacramento, California.

Su vida es reflejo de superación que hoy inspira a estudiantes y colegas.