Juan Carlos Hernández aprendió de propia experiencia

CHULA VISTA.- Hace alrededor de 28 años que el padre de Juan Carlos Hernández, falleció luego de varias cirugías que le demandaban transfusiones de un tipo de sangre muy poco común. 

El hoy líder financiero y quien ha apoyado desde su posición a mioembros de la comunidad latina, lo explica en sus propias palabras:

Experiencia viva

 “Cuando yo aprendí eso fue cuando, antes de mi papá falleciera, (en medio) de las operaciones que él necesitaba, era importante para él recibir esas transfusiones de sangre y el tipo de sangre de mi papá era muy raro, así que tuvimos un poco de problema (por la) escasez de la sangre y obviamente me causó algunos problemas, pero ahí fue donde aprendi la importancia de donar y de seguir participando en esto”.

Tres años después, Juan Carlos comenzó a donar año con año, y lo ha hecho desde hace 25 y su filosofía de la razón es clara: 

“Tienes que tener ese compromiso”

“Nadie te está pagando y ni siquiera la gente sabe que tu eres un donador, no te dan crédito por nada pero es algo que tu personalmente tienes que tener ese compromiso para asegurar que sí vas a estar ayudando a la comunidad”, mientras esperaba su turno para efecturar la donación del plasma sanguíneo a la Cruz Roja Americana de San Diego.

“Desafortunadamente”, dijo en entrevista con El Latino de San Diego”, (muchas veces) se necesita sangre inmediatamente  y ahorita hay una escasez de donantes para ciertos tipo de sangre, así que asegurar que estoy haciendo mi parte porque quizás en algún día voy a necesitar yo y me gustaría que alguien estuviera también donando para evitar todos estos problemas”.

“Falta educación”; dan 

ejemplo a los demás

¿Falta conciencia Juan Carlos en ésto?, le preguntamos.

“Pues no es conciencia es falta de educación porque obviamente creciendo no es algo que nos indica es la importancia de donar sangre, por lo regular es algo que aprendes por alguna experiencia de la vida o alguno de tus seres queridos, donde en este caso cuando yo crecí no era algo de importancia para mi, porque no fue algo que yo aprendí, pues no estaba expuesto a ello”, hasta vivir en carne propia la enfermedad de su padre.

“Al aprender que primero es la necesidad, de ahí sí tienes que establecer esa conciencia para poder ayudar a la comunidad”, precisó Hernández.

Vale hacer mención que además de Juan Carlos Hernández al módulo de donación de la Cruz Roja Americana de San Diego, también acudió Mónica Montaño,  Gerente del Centro de Empleados de Scripps Health San Diego, ambos poniendo el ejemplo al resto de la comunidad latina.

Juan Carlos Hernández consideró que la actitud de un buen donador de sangre
comienza con la experiencia, la educación y la conciencia de servir a la comunidad. Foto-Cortesía: JCH.
Otro donador altruista que acudió al módulo de la Cruz Roja Americana de San Diego. Foto: Horacio Rentería/El Latino SD.