El gobernador Gavin Newsom decretó que desde ahora las leyes en California se van a referir como “no ciudadanos” a los extranjeros, independientemente de su condición migratoria.

En la legislación de California ya no va a haber “indocumentados” o “aliens” o “ilegales”, sino simplemente no ciudadanos.

“Esta importante legislación elimina la palabra ‘alien’, que no solo es un término ofensivo para un ser humano, sino que durante demasiado tiempo ha alimentado una narrativa divisiva e hiriente”, declaró el gobernador en presentación en vivo.

Dijo que “al cambiar este término, nos aseguramos de que las leyes de California reflejen los valores de nuestro estado”.

El término “alien” se utiliza igualmente para definit a extraterrestres, lo que implica que muchos estadunidenses perciban a los inmigrantes no ciudadanos como con una calidad distinta a la de humanos.

El gobernador aclaró que “como el estado más diverso de la nación, somos más fuertes y vibrantes gracias a nuestras comunidades de inmigrantes”.

Hasta ahora el término de alien solo se había sustituido por inmigrantes no autorizados en reglamentos laborales del estado de California pero solamente para los  emitidos entre los años 2015 y 2016.

La iniciativa para cancelar ese término ofensivo fue de la asambleísta demócrata estatal Luz Rivas.

La legislación “es un gran paso para desmantelar el racismo institucional en particular para nuestras comunidades inmigrantes” dijo Rivas en su cuenta de Twitter.

Antes en declaraciones, la asambleísta destacó que “durante décadas, el término ‘alien’ se ha convertido en un arma y se ha utilizado como insulto explícitamente racial para deshumanizar a los inmigrantes”.

Dijo que la firma del gobernador a la ley AB 1096 “reconoce la importancia de este proyecto de ley para eliminar el lenguaje despectivo de nuestras leyes”.

El presidente Joe Biden también propuso en sus primeros días en la Casa Blanca que se cambie este término ofensivo.

Biden había considerado el término “alien” como ofensivo y deshumanizante para identificar a extranjeros no ciudadanos.

Donald Trump, en contraste, usaba reiteradamente el témino de “aliens ilegales” en sus discursos y declaraciones.

De acuerdo con el Centro de análisis nacional Pew, en California viven por lo menos 2 millones 200 mil inmigrantes no autorizados.

El mismo centro calcula que en todo el país residen al menos 10 millones 700 mil inmigrantes no autorizados.

Millones de esos inmigrantes son padres de ciudadanos estadunidenses.