SAN DIEGO.- Los líderes comunitarios locales Shane Harris, Francine Maxwell, Marilyn English y Lori Saldaña se reunieron al medio del martes 12 de abril con Anthony Ray, jefe interino del Sheriff de San Diego.

Harris, quien es presidente de la Asociación Popular de Defensores de la Justicia (People’s Association of Justice Advocates), adelantó que pedirá al jefe del Departamento del Sheriff de San Diego que respalde -de manera oficial- la iniciativca de Ley de Seguridad Bajo Custodia (Safety in Custody Act), o AB 2343 escrita por la asambleísta, Doctora Akila Weber.

Destacó en el mismo sentido que personalmente solicitó a Francine Maxwell, copresidenta de Black Men & Women United (Hombres y Mujeres Negros Unidos), Marylin English, directora de the African American Wellness Center for Children & Families (Centro de Bienestar Afroamericano para niños y familias) y la ex asambleísta Saldaña, que acudieran a la reunión mencionada.

El líder de la Asociación Popular de Defensores de la Justicia señaló que la iniciativa de la Doctora Weber (hija de la Secretaria de Estado, Shirley Weber), “implementa las muchas recomendaciones (formuladas) por el mordaz informe del Auditor Estatal para abordar el aumento del número de muertes en cárceles del condado (de San Diego)”.

“Demostrar liderazgo automático”

“Después de la muerte número 7, es claro que el Sheriff Interino debe demostrar liderazgo automático al dirigir su departamento para avalar y apoyar oficialmente la AB 2343”, indicó Shane Harris.

Entre los planteamientos presentados por los cuatro líderes y sus representaciones, destaca la solicitud al jefe interino del Departamento del Alguacil del condado de San Diego de que envie una carta a los legisladores de California respaldando dicha iniciativa.

Al señalar que usualmente “el Departamento (del Sheriff) aprueba las medidas estatales y lo ha hecho en el pasado”, consideró que “esta puede ser la medida estatal más importante que el departamento podría probar”.

“Murieron desproporcionadamente”

Sobre los temas analizados en la visita, Shane Harris destacó “la ruptura social de muertes en cárceles (con informe documentado por su oficina) en el sentido de que “negros y latinos murieron desproporcionadamente en las cárceles del condado de San Diego entre el 2006 y 2020, sin haber tenido un juicio”.

Agregó que otro de los temas analizados es acerca de “cómo el departamento puede implementar sus fondos discrecionales para un proyecto de demostración para las familias que se enfrentan (a incidentes) en los servicios de protección (o cuidado) infantil”.

“Una gran mayoría de los jóvenes adoptivos terminan en prisión más tarde en su vida. Necesitamos más dólares para ir hacia la prevención”, puntualizó.

Vale hacer mención que la propuesta de ley AB 2343 fue presentada por la asambleísta Weber el 18 de marzo reciente con la asistencia de A.C. Mills, quien compartió la lamentable historia de su hijo Kevin Mills, quien falleció cuando estaba en custodia en la Cárcel Central del Condado de San Diego.

De acuerdo con la exposición de motivos de la iniciativa respaldada por diversas organizaciones locales y regionales, “este proyecto de ley garantizaría que se revisen los estándares mínimos de detención (o arresto) local para mantener equitativamente la seguridad y las necesidades especializadas de todas las personas encarceladas”.

“Preocupación pública”

Y se recuerda en la iniciativa de ley que durante el mes de mayo de 2021 (a semanas de cumplirse el próximo mes un año), la asambleísta Weber en conjunto con los miembros demócratas de la delegación de San Diego “respondieron a la preocupación pública y los informes sobre la gran cantidad de muertes en las cárceles del condado de San Diego, al solicitar una auditoria estatal a través del Comité de Auditoría Legislativa Conjunta”.

Los resultados de dicha auditoria serían publicados el 22 de febrero del presente año y de acuerdo con la propia legisladora Akilah Weber: “El informe de auditoria reveló hechos inquietantes sobre los procesos y protocolos inadecuandos dentro de las cárceles del condado”.

“Pudieron prevenirse”

Y más aún, advertiría: “Lo que me inquietó especialmente es que muchas de esas muertes se pudieron prevenir. La Junta de Correcciones Estatales y Comunitarias de California tiene la tareade establecer los estándares mínimos que deben seguir los sistemas penitenciarios, y es hora de actualizar esas prácticas para garantizar que estamos evitando la pérdida de vidas debido a una atención médica inadecuada para las personas bajo custodia”.

El caso más reciente

Vale hacer mención que el caso más reciente referido a la muerte de un detenido bajo custodia en una prisión del condado se publicó en nota informativa publicada para El Latino San Diego por el reportero Manuel Ocaño.

En la misma se señala que de acuerdo con la version del Departamento del Sheriff de San Diego, el hombre, aún no identificado pendiente de notificación a sus familiares, falleció cuando estaba en proceso de ser trasladado a un hospital y habría entrado “en angustia médica”. El jefe del Departamento del Sheriff de San Diego, Anthony Ray, asumió el cargo a principios de este año, debido al retiro del ex jefe Bill Gore, quien estuvo en el cargo durante más de una década.