El precio de la gasolina regular de autoservicio cayó por 55 día consecutivo en el condado de San Diego a $5.404 y a nivel nacional, los precios cayeron por debajo del umbral de $4 a $3.99 el martes por primera vez desde principios de marzo, según Gas Buddy.

El precio en el condado de San Diego ha disminuido 96.9 centavos desde que subió a un récord de $6,373 el 15 de junio, incluido 1 centavo el lunes, según cifras de la AAA y el Servicio de Información del Precio del Petróleo, es 15 centavos menos que hace una semana y 68.6 centavos menos que hace un mes, pero $1.053 más que hace un año.

Según la plataforma de ahorro de combustible Gas Buddy, los precios de la gasolina en todo el país han disminuido en más de $1 por galón desde que alcanzaron un máximo de $5,03 el 14 de junio, impulsados por la caída de los precios del petróleo durante el último mes. Los expertos estiman que los estadounidenses gastarán hoy casi $400 millones menos en gasolina que a mediados de junio.

“Nunca hemos visto nada como 2022 en la bomba, resaltado por eventos únicos en la vida, incluida la pandemia de COVID-19 en curso, que causó innumerables desequilibrios, exacerbados por la guerra de Rusia contra Ucrania. Como resultado, hemos visto que los precios de la gasolina se comportan de una manera nunca antes vista, saltando de $3 a $5 y ahora de nuevo a $3,99”, dijo Patrick De Haan, jefe de análisis de petróleo de GasBuddy. “Si bien la reciente caída en los precios de la gasolina ha sido muy bien acogida, los problemas que llevaron a que los precios se disparen no se solucionan por completo, y aún podrían hacer que los precios vuelvan a subir, en caso de que surja algo inesperado”.

Los expertos de la Asociación Automovilística Estadounidense atribuyen la caída constante de los precios de la gasolina durante el pico de la temporada de conducción de verano a los cambios en los hábitos de conducción. Una nueva encuesta muestra que casi dos tercios de los adultos estadounidenses han cambiado sus hábitos o estilo de vida desde marzo.

La encuesta también encontró que los dos principales cambios de los conductores para compensar los altos precios de la gasolina son conducir menos y combinar mandados.

“El petróleo es el ingrediente principal de la gasolina, por lo que el petróleo menos costoso es útil para controlar los precios de la bomba,” dijo Andrew Gross, portavoz de AAA. “Si a eso le sumamos menos conductores cargando combustible, tenemos una receta para que los precios de la gasolina sigan bajando”.