El Departamento de Policía de San Diego entregó los resultados de la investigación a la Fiscalía de Distrito de San Diego responsable de dar curso a la demanda. Imagen-Cortesía.

SAN DIEGO.- Tres jugadores de fútbol universitarios, actuales y anteriores, de San Diego State University,  incluido el pateador de despeje de la NFL Matt Araiza, fueron acusados en una

demanda presentada ante la corte por supuesta violación a una menor de edad en una fiesta en una casa fuera del campus, en un incidente ocurrido el año pasado.

 La demanda alega que Araiza, Zavier Leonard y Nowlin “Pa’a” Ewaliko habrían abusado de la entonces joven de 17 años en octubre pasado mientras ella estaba intoxicada.

Advertencia de la policía local

La presentación de la demanda marca la primera vez que un estudiante ha sido identificado específicamente en el caso, lo que ha causado más críticas de algunas con respecto a el momento de la investigación de la universidad sobre las objeciones.

SDSU comenzó una investigación del Título IX el mes pasado, y en un comunicado dijo que la escuela fue informada por la policía que no podia realizar su propia investigación sin poner en peligro la investigación criminal (que sobre el incidente) lleva a cabo el departamento de policía.

Solo la expulsión

 En su declaración, SDSU argumenta, sin embargo,  que las investigaciones del Título IX carecen del

poder de orden o citación disponible para las investigaciones policiales, y que las universidades no pueden obligar a la participación ni de la víctima ni del acusado (de tal manera) que si un estudiante violó la política, el castigo máximo posible disponible es la expulsión.

El Departamento de Policía de San Diego anunció más tarde que ha completado su investigación y presentó los resultados de su investigación a la

Oficina del Fiscal de Distrito del Condado para revisión y posible presentación de cargos

Se informó asimismo que hasta ahora no se han hecho arrestos.

Habría ocurrido durante
una fiesta de ‘Halloween’

De acuerdo con la denuncia, la adolescente, identificado como Jane Doe, sostiene que asistió a una Fiesta de Halloween el 17 de octubre del año pasado, en la casa donde vivía Araiza.

En la demanda se alega que Araiza “pudo observar que Doe estaba muy intoxicada”, pero le entregó el trago de todos modos y que la bebida no solo contenía alcohol, sino tambi´wen “otras sustancias intoxicantes”.





¡No se quede fuera!

Manténgase informado; reciba nuestro boletín


Usted esta dando su consentimiento para recibir correos electrónicos informativos y de publicidad.