Servicios El Latino

editor@ellatino.net

El alcalde de San Diego, Jerry Sanders y Dean Spanos, propietario de los Cargadores de San Diego (San Diego Chargers), prometieron seguir trabajando juntos para construir un estadio en el centro de la ciudad (downtown).

Ambos anticiparon que por lo pronto el equipo continuará jugando en el estadio Qualcomm (Qualcomm Stadium) durante este verano.

Spanos ha continuamente rechazado una provision del gobierno de la ciudad que permitiría a los padres jugar en otro lugar entre el 1 de febrero y el 30 de abril.

En una declaración conjunta, Sanders y Spanos señalaron: “La ciudad de San Diego y los Cargadores continúan trabajando juntos para explorar maneras aceptables de construir un estadio de calidad donde pueda realizarse el Super Tazón y con el transporte adecuado”, anticiparon.

Una de las opciones que se han examinado, se dijo, es que el estadio se pudiera construir en un predio ahora ocupado para el mantenimiento de camiones de la ciudad (East Village).

“Para llevar a cabo este proceso con éxito, los Cargadores han anunciado que el equipo no aplicará la cláusula de terminación de contrato en 2012, pues ambos, la oficina del Alcalde (Sanders) y de ‘Chargers’ ven adelante la continuación de sus esfuerzos conjuntos para construir un estadio multi-usos que beneficie a la región”, se indicó en el comunicado de prensa.