SAN DIEGO.- Miguel Rosario y Adolfo Gonsález, dos latinos que iniciaron como agentes de policía del barrio, recibieron dos importantes ascensos.

El primero, será el nuevo Jefe de la Oficina de Investigaciones de la Fiscalía de San Diego (Chief of the DA’s Bureau of Investigation), mientras el segundo fue promovido a oficial en jefe de libertad a prueba o condicional, del Condado de San Diego (San Diego County Chief Probation Officer).

Ambos oficiales trabajaron muy cerca a la comunidad; Rosario en San Ysidro, como agente de el Departamento de Policía, División Sur y Gonsález, en National City, como jefe del Departamento de Policía, donde logró un notable desplome en el índice delictivo.

Acerca de Miguel Rosario, la Fiscal de Distrito, Bonnie Dumanis dijo que tiene “una impresionante experiencia y probado liderazgo que le permitirá encabezar nuestra Oficina de Investigaciones, integrada con más de 150 oficiales”.

Rosario se desempeña también como profesor adjunto de la Escuela de Policía Regional de San Diego y el Museo de la Tolerancia Simon Wiesenthal en Los Ángeles, donde se facilita una variedad de temas, incluyendo la diversidad cultural, las herramientas para la tolerancia, el liderazgo y la ética.

Por su parte, Ron Roberts, presidente de la Junta de Supervisores, dijo que “el Jefe Gonsález tiene un registro excepcional y amplia hoja de servicio en la policía de San Diego, en colaboración con los organismos asociados, así como los grupos de la comunidad y los residentes. Estamos encantados de darle la bienvenida al Departamento de Libertad Condicional y sabemos que va a traer un notable nivel de experiencia y pasión por su trabajo”.

Como director de Libertad Condicional, Gonsález gestionará una plantilla de aproximadamente 1.250 empleados, que supervisan aproximadamente 11.400 adultos y 2.000 delincuentes juveniles locales.

Horacio Rentería

Ellatinoonline.com