El de Pina Santiago, quien impulsa el valioso trabajo de las artesanas oaxaqueñas, en SD 

SAN DIEGO.- Quienes piensan que crear una empresa que traiga, muestre y comercialice en el extranjero los productos elaborados por artesanos mexicanos, es un sueño imposible de cumplir y que sólo lo pueden las grandes compañías, tienen una visión equivocada de la realidad.

La mejor prueba de que ello es posible la ha dado Pina Santiago, una mujer nativa de Oaxaca y quien además es Enfermera de profesión, quien fundó hace doce años la empresa Tika.

 Hoy Pina no es únicamente un ejemplo de éxito empresarial, sino una emprendedora empeñada  de lo que significa valorar el esfuerzo y la calidad del trabajo de las artesanas al elaborar  estas mercancías y el justo precio que debiera pagarse por ellas.

“Siempre tuve la inquietude de promover los productos artesanales de mi bello estado de Oaxaca. Tenemos mucha cultura con su gastronomía y su artesanía”.

Luego de aceptar que ha vivido mucho tiempo fuera de Oaxaca, donde pasó sus primeros 7 años de su vida, dijo que desde niñ se fue a vivir a la Ciudad de México y de ahí a la ciudad de Tijuana, “donde hice mi carrera” (de Enfermera titulada) y donde también trabajó en hospitales del sector salud.

Hace 15 años llegó a San Diego

Recordó que hace 15 años llegó a la ciudad de San Diego (y)

“estoy muy agradecida con este país, porque es maravilloso y quise traer parte de mi tierra que es Oaxaca, así que decidí crear la empresa Tika, Oaxaca, que significa Chapulines, porque  en Oaxaca comemos chapulines, quesillo y mole”.

“En Oaxaca apreciamos todo lo que la madre tierra nos proporciona, que es nuestra comida y todo lo que somos, lo tenemos a través de ella.  Entonces, para nosotros es algo tan importante que honramos a nuestra tierra cuando producimos el maiz, cualquier cosa que la tierra nos da, nosotros hacemos de hecho una ceremonia para agradecer a la tierra por eso”, subrayó.

Sobre las artesanas (os) dijo: “Para empezar, ellas (os) son artistas natos, (pues) crean con sus manos muchas bellezas, por ejemplo, tenemos tenis que en los diferentes pueblos de Oaxaca, crean diferentes artesanías”. 

Tradición aprendida por generaciones

Es este”, dijo tomando un zapato-tenis,  “de un pueblo que se llama San Antonino y esto es algo característico bordado por sus mujeres indígenas y que van adquiriendo esta tradición a través de sus abuelas, que son transmitidas a través de las generaciones y parte de traer Oaxaca a otros países, es darlo a conocer y también que no se pierda la tradición de las bellezas que ellos crean”.

“Entonces es así como ellos van reproduciendo o simplemente el hecho de hacer un collar, por ejemplo,”, continuó, “esto es pintado a mano con las pinturas originales, sin nada de químicos; ellos lo crian desde la cochinilla,  entonces ellos van a los bosques; todavía recolectan sus cochinillas para hacer sus propias culturas, así que pues todo eso es arte, que ellos lo tienen de forma natural”.

“Y lo mismo que los botines; hacen tanto tenis, botines, diferentes tipos de zapatos, pero que ellos primeramente hacen sus telares, que hay de dos tipos: El de cintura y el de pedal, como se le llama”, indicó Santiago. 

Diferentes artesanías,  y lenguaje, según la región

“En Oaxaca”, señaló la entrevistada, “hablamos más de 72 lenguas diferentes, entre ellos el mixteco, que es el que yo hablo; nosotros somos de la Sierra.

Entonces, los de la Sierra, hacemos más cultivo que lo que es el proceso del telar; el telar lo hacen los artesanos en otros estados de Oaxaca. Entonces, no en todos en Oaxaca hablamos el dialecto; muchos lo hablamos, otros definitivamente no y depende de la región, tenemos diferentes artesanías según la región; según la madre tierra lo que nos proporcione.

Pregunta HR: Entiendo que usted ha tenido siempre la ilusión de traer las artesanías que las y los artesanos hacen en Oaxaca e importarlo y presentarlo aquí en Estados Unidos…”

Respuesta PS: “Sí, para mí es muy importante que las conozcan; muchos las conocen si van a Oaxaca, por supuesto, pero para mi, si lo puedo traer y que lo consigan en forma más accesible, mucho mejor y también es una manera de honrar a mi gente que trabaja muy duro,  que hacen cosas maravillosas y que merecen estar en cualquier boutique del mundo y que las mujeres las podamos portar”.

Pregunta HR: Eso que menciona, es muy importante Pina, ¿que les diría a las personas que no entienden lo que cada uno de estos productos significan, en esfuerzo, en trabajo, en calidad y en todo lo que este producto tiene impreso dentro de él? 

“Productos de calidad y hechos con tanto amor”

Respuesta PS: “Les diría que es un producto de tanta calidad y que está hecho con tanto amor y que está al nivel de cualquier persona utilizarlo, está a la moda, va con la gente joven, con todo tipo de vida que podamos tener, así que le diría que vistan Tika, Oaxaca, así como yo, en este momento”.

Pregunta HR: Me agrada que usted tenga este concepto, sin embargo, usted sabe que hay mucha gente que no valor esta artesanía, ¿es así?

Respuesta PS: “De hecho una de las cosas que yo estoy actualmente trabajando es en educar a la gente que realmente tenemos que valorar la artesanía de nuestro país. Efectivamente, creo que la gente mexicana está acostumbrada a malpagar la calidad de estos productos, que de verdad llevan a las mujeres meses y meses en bordarlos y que no lo paguen a sus justo precio, es algo que nos da tristeza, porque de eso es lo que ellos viven”.

“Las artesanías merecen ser valoradas y pagadas como tal”

“Entonces, parte de mi trabajo”, agregó Pina Santiago, “ es enseñarles que las artesanías se puede exhibir en cualquier parte del mundo y que merece ser valoradas y pagadas como tal. Así que yo estoy muy orgullosa de poder ir a Oaxaca, conocer estas personas y pagar lo justo, y finalmente yo vengo y lo presento aquí, pues estamos en un país diferente, con un mayor poder adquisitivo y la gente que valora mejor estos productos es la gente Americana. Y ellos en cuanto ven un producto de calidad, lo reconocen y pagan el precio”.

Pregunta HR: Sobre sus visitas a Oaxaca, ¿cada cuánto va y cómo se conecta con ellas (los artesanas)?

Respuesta PS: “Bueno para empezar en mi pequeña empresa tuve que dejar de trabajar tres meses, y aunque tenía ese sueño de mucho tiempo, quería hacerlo pero necesitaba invertir tiempo para ir a buscar los artesanos, conocer los producto, la calidad, cómo lo hacen, dónde lo hacen, quiénes son. Tenía que invertir tiempo en eso, así que tuve que dejar de trabajar tres meses. Me fui en un viaje a Oaxaca para conocer a la gente y comprar directamente”.

“Los hace una comunidad de mujeres”

“Y para mi la calidad es muy importante”, aclaró,  “así que había que visitar a varias personas; decidir con quién puedo trabajar, qué es lo que ellos pueden crear y muchos de estos productos no lo hace ninguna empresa, lo hace una comunidad de mujeres, así como aquí en Celebrando Latinas Boutique, y como son muchas, ellas se asocial, unas bordan cinco o seis blusas y los juntan y así como ellas lo venden en forma comunitaria. Entonces es importante conocerlas, así que directamente yo voy con ellas (os); cada vez que necesito un producto, voy directamente para encargarme de la calidad, escogerlo y traerlo para acá”.

Visita Oaxaca, alrededor de cinco veces en un año

El año del 2020, por el COVID-19 no fue posible, pero en un tiempo normal, digamos que unas cinco veces, según la necesidad de traer más cosas.

Para que constate la calidad  y extraordinaria belleza y apoye a las mujeres artesanas de Oaxaca, puede llamar al (619) 426-1491 o visitar personalmente Celebrando Latinas Boutique en 1105, Broadway, St. #206, en Chula Vista, CA 91911.